Monsanto aseguró que la lucha emprendida por el comandante Borge durante sus 82 años de vida son los que motivan a una fuerza de izquierda guatemalteca a hacerse presente en Nicaragua y presentar sus respetos por su partida a la inmortalidad.

Agregó que al comandante Borge se le guarda mucho cariño, identidad, solidaridad por su papel en la lucha del pueblo nicaragüense, como un gran dirigente de Nicaragua y de América Latina.

“Tomás, además de ser un luchador revolucionario y un gran político, también fue un escritor revolucionario, un poeta, un hombre de letras que dejó una herencia no sólo a Nicaragua sino a toda América Latina muy valiosa, muchas enseñanzas, todas las experiencias de lucha que le desarrolló en el continente, aquí en Nicaragua y la solidaridad que tuvo siempre con la lucha de los pueblos de América Latina”, manifestó Monsanto.