La comercialización y la permanencia en los precios del harina fueron algunos de los temas que abordaron este jueves autoridades del Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (MIFIC) y los representantes de las empresas harineras del país, así mismo valoraron posibles rutas de exportación, esto con el objetivo de mejorar las condiciones del sector y la garantía en los precios de los productos derivados del harina en beneficio de los consumidores.

Las estrechas relaciones entre el Gobierno Central y los empresarios de este rubro han permitido grandes avances con relación al abastecimiento de la materia prima tomando en cuenta que los embarques de trigo proveniente de Rusia han contribuido a que el comercio del pan se mantenga estable en todo el territorio nacional.

“Hemos avanzado en cuanto a la conformación de una comisión técnica para seguir analizando propuestas de precios y futuras compras, la buena coordinación entre ambos sectores y a través de la realización de un proyecto que inició hace dos años en el que hemos puesto nuestra mejor voluntad para seguir adelante, nosotros pretendemos continuar con las compras de trigo ruso a través de comerciales para que beneficien al país” manifestó Pedro Lacayo, Gerente General de Harinisa.

“Con el trigo ruso hemos tenido buenas experiencias, que nos ha permitido establecer conjuntamente programas para trabajar, procesar y comercializar el consumo de este producto, toda nuestra industria está interesado en comprarlo con una cantidad de 500 mil toneladas” añadió.

Por su parte el compañero Orlando Solórzano, titular del Mific destacó los avances que se han logrado a través del procesamiento del trigo ruso y de la excelente coordinación entre la industria harinera así mismo destacó los retos que tiene este sector.

“La industria panificadora está establecida a través de una organización y un mercado que agiliza el proceso productivo y los precios que han garantizado la permanencia en los precios del pan, la calidad a mejorado. Tenemos que elevar nuestros niveles de calidad y tecnológicos a través de la implementación de métodos de inocuidad para mejorar la calidad competitiva y de esta manera hacerle frente a las nuevas circunstancias del mercado” concluyó.