La Compañera Rosario Murillo, Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, llamó a las familias nicaragüenses a conservar la calma, pero estar alertas, tras un fuerte sismo de 5.6 grados de magnitud que fue localizado cercano a la laguna de Apoyeque y sacudió el pacifico nicaragüense.

Rosario instó a continuar tomando las precauciones siguiendo las medidas orientadas por el Sinapred, las medidas que orientó el Presidente Daniel y reiteró que todas las familias deben estar en calma y en lugares abiertos, afuera de las casas.

La Compañera también apeló a la fe de los y las nicaragüenses y llamó a las familias a permanecer en oración. “Mantengámonos en oración, cumpliendo todas las indicaciones en calma y por favor tomemos en serio las alertas que nos han dado los especialistas”, expresó.

Rosario refirió que las familias han podido confirmar la seriedad del Ineter y del Gobierno que desde la tarde advirtió, alertó y pidió a las familias permanecer afuera.

Agregó que se realizarán recorridos desde los gabinetes de la familia, para constatar cualquier acontecimiento y acompañar a las familias.