El Presidente Daniel Ortega, ante la constante sismicidad que ocurre entre la zona del Lago Xolotlán y Península de Chiltepe, a través del SINAPRED, orientó extremar las medidas necesarias para estar preparados y atentos ante una situación de emergencia que se origine a consecuencia de los movimientos telúricos, que persistentemente están registrándose en nuestra capital y otras zonas.

Este llamado se realizó durante una conferencia de prensa llevada en las instalaciones del SINAPRED, en la que participaron autoridades de la municipalidad, especialistas en sismología y representantes de las instituciones del Gobierno Sandinista.

“Ante esta situación que se está presentando, tal y como lo han señalado los expertos, nuestro Presidente (Daniel Ortega Saavedra) orienta extremar las medidas necesarias, que sean necesarias para estar listos, atentos frente a cualquier situación que se presente en las próximas horas y días”, señaló el compañero Guillermo González, Secretario Ejecutivo del SINAPRED.

Explicó que extremar las medidas de prevención, significa reforzar todos los mecanismos de vigilancia y monitoreo institucionales, poner en práctica los planes contingentes.

“De hecho todos los que estamos en esta mesa somos parte del Consejo de Seguridad Ciudadana y Humana, tanto la Defensa Civil, la Policía Nacional, Cuerpo de Bomberos, órganos especializados en atención a la situaciones de emergencias, a partir de este momento extreman las medidas para estar listos ante cualquier situación”, dijo González, determinando que todas las instituciones deben reforzar todos los mecanismos de vigilancia, monitoreo y preparación ante una eventual emergencia.

Se orientó a la población que también debe extremar las medidas que viene impulsando desde sus hogares a partir de las próximas horas. “Estamos sugiriendo que esta noche se duerma en lugares abiertos, especialmente para asegurar que las personas, niños, los ancianos, las embarazadas, las personas con discapacidad salgan de cualquier riesgo ante un sismo”.
229 replicas desde el jueves pasado.

Antes de las palabras de González, la compañera Angélica Muñoz, Directora de Geofísica del INETER, informó que luego del sismo del diez de abril (6.2 grados en la escala de Richter) en el lago Xolotlán, se han registrado 229 replicas y en las últimas 8 horas se contabilizan 9 replicas con magnitudes relativamente bajas entre 1.8 y 3.6 grados en la escala abierta de Richter, con profundidades promedio entre los 7 kilómetros.

Muñoz explicó que uno de estos últimos movimientos que llamó la atención de los especialistas, se registró uno de 2.2 grados a las 4:38 minutos de la tarde con una profundidad aproximada de 9 kilómetros, lo cual podría activar la falla que originó el terremoto del 23 de diciembre de 1972.

La especialista detalló que también se han registrado cientos de microsismos. Ante esto INETER decidió instalar 3 acelerográficos más, uno en el municipio de Nagarote, otro en el sector de la planta geotérmica de Momotombo y uno en el municipio de San Francisco Libre, a fin de poder tener mayor información sobre la actividad sísmica de la zona antes mencionada.

Nicaragua con buen sistema de prevención

Por su parte el doctor Wilfried Strauch, reconoció que nuestro país tiene las condiciones necesarias para enfrentar estas situaciones mediante su sistema de prevención de desastres. El sismo registrado esta tarde cerca del puerto Salvador Allende, forman parte de los movimientos telúricos originados cerca de Momotombo y el lago Xolotlán.

“La presencia de este último evento es una incertidumbre porque han ocurrido dos cosas, la afectación del volcán Momotombo porque ocurrió muy cerca de Nagarote y toda esa línea se movió la tierra, lo que causó las ondas sísmicas que hemos sentido en Managua de manera fuerte” manifestó.

“El volcán Momotombo está activo después de su última actividad. Tuvo manifestaciones sísmicas y vemos sus fumarolas y pequeñas explosiones en su cráter y los vulcanólogos del mundo pueden calcular en cierta forma cuando un volcán debería hacer erupción y es ahora en estos tiempos, entonces ya estamos esperando una erupción volcánica” añadió.

Strauch destacó que debido a que nuestro país es altamente sísmico, la situación actual podría variar en cualquier momento. Dijo que la posibilidad de que se activen las fallas más grandes en la capital es mínima, sin embargo “no se puede descartar que esto ocurra”.

“Los sismos se acercan a Managua y la capital tiene muchos riesgos por la gran población que la habita y sabemos que en la historia, la capital a sufrido dos grandes desastres y el temor es que esta actividad sísmica en el lago podría iniciar un sismo en Managua. La experiencia en este país señala que la sismicidad puede pasar de una zona a otra” expresó.

“Tenemos un poquito de miedo que sea posible que muchas fallas de Managua se activen, pero nosotros pensamos que la probabilidad es muy baja, no creemos que sea tan probable pero si debemos decir que es posible. El sismo ocurrido hace pocos minutos indica que si hay conexión, ahora estamos haciendo todo para atender el peligro y el Ineter ha instalado más estaciones sísmicas que permiten tener un mejor monitoreo” aseguró.

Destacó que en las próximas horas contarán con el apoyo de especialistas originarios de Cuba y México, lo que fortalecerá el sistema de emergencia y el análisis de los estudios que se efectuarán desde el Ineter.