El jefe de Operaciones y Planes del Ejército de Nicaragua, General de Brigada Bayardo Rodríguez Ruiz, afirmó que la ejecución de los planes de seguridad en el campo que están garantizando mayor presencia policial y militar en las zonas ganaderas, ha contribuido a lograr una importante disminución de los delitos de abigeato y contrabando de ganado en todo el país.

Durante un encuentro con la Federación de Asociaciones de Ganaderos de Nicaragua (Faganic), el General Rodríguez aseveró que el plan ejecutado durante el año 2013 fue exitoso y producto de ello se logró la recuperación de aproximadamente 1,800 cabezas de ganado que había sido sustraído por delincuentes en algunas zonas del territorio nacional.

“Recuperamos unas 1,800 cabezas de ganado que había sido robado y hemos reducido el índice con respecto a otros años en cuanto a la cantidad de ganado robado. […] La actividad delictiva la redujimos en un nivel bastante diferente a años anteriores, este año tenemos más captura de ganado, hablábamos de 1800 cabezas racionando las operaciones de estos delincuentes en algunas zonas donde se ha disminuido”, apuntó el jefe militar.

Según Rodríguez, en el país se presentan dos tipos de delitos, el contrabando de ganado que muchas veces se sucede hacia los países vecinos y, el abigeato que es el que más golpea a los productores ganaderos, este último concentrado en aquellas zonas que por tradición son eminentemente ganaderas como Chontales, Boaco y Teustepe, pero que el trabajo de vigilancia se realiza en todo el país a fin de garantizar la seguridad del sector productivo.

Salvador Castillo, directivo de Faganic, destacó que la presencia militar y las coordinaciones de la Federación con la Policía y el Ejército están contribuyendo a la disminución de los delitos de abigeato.

“La constante presencia militar en el territorio nacional por parte del Ejército y la Policía, eso ayuda muchísimo a que el delito se pueda disminuir y a lo cual nosotros estamos solicitando el respectivo apoyo a las autoridades para que nosotros como productores ganaderos podamos seguir trabajando y produciendo aquí en este país”, comentó Castillo.

Aproximadamente unos 3 mil efectivos militares participan en este plan de Seguridad en el Campo que ejecuta el cuerpo castrense, mismo que se aplica en todas las regiones ganaderas del país y durante todo el año.

Realizan coordinaciones para castigar a delincuentes de abigeato

La constante utilización de nuevos mecanismo y artimañas para cometer abigeato está motivando en el sector ganadero realizar las coordinaciones respectivas para que los detenidos por esos delitos sean debidamente procesados y castigados, más allá de la simple recuperación de los animales que roban a los productores.

“A parte de la coordinación que nosotros hemos venido haciendo con las principales autoridades, tratamos de hacerlo también con el Ministerio Público, inclusive está pendiente un acuerdo en que nosotros vamos a firmar con el Ministerio Público para evitar este tipo de impunidades”, sostuvo Castillo.