Una comisión integrada por autoridades de la Alcaldía de Managua, Defensa Civil, la Dirección General de Bomberos, la Policía Nacional, el Ministerio de Salud y los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida recorrieron los diferentes barrios del Distrito III para identificar los puntos críticos y los posibles riesgos que podrían presentarse con las primeras precipitaciones del invierno y de esa manera fortalecer el plan contingente para brindarles la atención necesaria a las familias de los alrededores en búsqueda de salvaguardar la vida humana.

El Teniente Coronel Abel Zapata, oficial de la Defensa Civil del Ejército de Nicaragua, explicó que el trabajo que están desarrollando es preventivo y preparativo de cara al invierno para lograr una identificación anticipada de esos sitios donde las familias que los habitan podrían estar en riesgo, de acuerdo a los datos históricos de poblaciones y afectaciones por lluvias.

“Aquí puntualizamos los datos reales en el terreno, población, familia, el barrio, la organización que tiene el barrio, la ruta de evacuación y los lugares seguros, cuales son los albergues que podrán utilizarse, de tal manera que al llegar el invierno, en caso de presentarse una situación de crisis, estos planes ya están coordinados y procedemos a ejecutarlos con más facilidad evitando lo que es la improvisación”, expresó Zapata.

Javier Prado, delegado distrital de la comuna capitalina, detalló que en el distrito tienen identificados ocho puntos críticos en los cuales existen viviendas en sitios con riesgo de deslizamientos e inundaciones, principalmente en barrios cercanos al cauce Ticomo, tales como La Zacatera, Laurel y William Galeano y otros en los alrededores del cauce El Arroyo como el Jorge Casali y Alexis Arguello #1.

“Nosotros sabemos que ya a partir de mayor comienzan las afectaciones por lluvia y nos estamos preparando con anticipación, articulándonos también en el barrio a través de los Gabinetes de Familia, de la Promotoría Solidaria y ver de qué manera podemos funcionar ante cualquier desastre, cualquier percance por las lluvias en cualquiera de estos puntos críticos”, indicó Prado.

La Dra. Zoila Canales, directora del Centro de Salud de Altagracia y miembro del Comité Municipal de Prevención de Desastres (Comupred), afirmó que como autoridades de salud cuentan con un plan brindar atención médica a las familias que se vean afectadas por algún desastre y que sean trasladadas a los centros de albergues que ya han sido identificados.

“Estamos enfocados en la preservación de la vida, nosotros tenemos nuestros albergues donde vamos a brindar la atención a las personas que sean evacuadas de esos sitios que podrían poner en riesgo sus vidas. Tenemos actividades orientadas a atender a las personas que lleguen a los albergues y garantizar sus vidas y bienestar”, declaró la Dra. Canales.

La directora del centro de salud señaló que han sido identificados ocho albergues, uno en cada punto crítico del distrito, donde se prepararán las condiciones higiénico-sanitarias para la atención de las familias capitalinas.

Por su parte el Capitán César Moncada, de la Dirección General de Bomberos (DGB), aseveró que como Bomberos están trabajando en la identificación de riesgos potenciales con el sistema eléctrico de las viviendas en los diferentes barrios, tendidos eléctricos que podrían ser tirados al suelo producto de fuertes vientos y lluvias y que por ende afectarían a las personas.

“Estamos detectando primeramente los puntos críticos de los diferentes barrios donde se originan las inundaciones, donde hay inundaciones para nosotros tener conocimientos y realizar las evacuaciones de las personas cuyas viviendas presenten alguna emergencia de inundación, identificando los riesgos potenciales como el sistema eléctrico que puede verse afectado a la hora de los vientos y las fuertes lluvias, entonces estamos previendo eso y dando recomendaciones a los habitantes del lugar”, puntualizó Moncada.