Con una ovación al Altísimo y el sonido del Shofar, así se dio por iniciada la Fiesta de multitudes, realizada por el Ministerio Profético “Nuevo Pacto” por décimo tercer año consecutivo, con el objetivo de hacer que más almas conozcan de la palabra de Dios y de esta manera alcancen la salvación eterna.

La actividad en la que asistieron más de 5 mil personas provenientes de todos los barrios e iglesias de la capital estuvo llena de alegría, canto, fe y amor hacia el Creador, además contaron con la participación de dos agrupaciones musicales, una de ellas la banda de origen mexicano “Torre Fuerte” la que con sus cantos y alabanzas logró llenar de gozo a los asistentes.

David Arauz, miembro del comité organizador del evento, señaló que este concierto es un espacio en el que las familias y las que aún no han aceptado a Jesucristo como su salvador, tienen la oportunidad de conocerlo a través del canto de las agrupaciones musicales invitadas.

“Esta es una actividad que año con año nosotros realizamos, esta es una noche especial porque hemos traído a una banda mexicana que antes tocaron para agrupaciones famosas, sin embargo hoy le cantan al Creador y con su buena música imparten esperanza, ánimo y una verdadera razón para vivir una vida ejemplar, ética y moral, enfocada a todas las edades” manifestó.

Los miembros de la Secretaría de Jóvenes Cristianos de Juventud Sandinista, también participaron de la actividad, en la que hicieron una petición especial por nuestro país, la juventud y sus gobernantes, para que Nicaragua continúe siendo bendecida.

“En esta ocasión estamos trabajando con el Ministerio Nuevo Pacto para realizar actividades como éstas, en las que oramos por todos los jóvenes que tienen problemas con las drogas, alcohol y en esta noche estaremos llevando un mensaje de amor y paz a través de los pastores de las iglesias y el trabajo cercano que tenemos con la juventud de los barrios, cumpliendo de esta manera con la iniciativa del gobierno para con los jóvenes” dijo Jonathan Acevedo.

Elevan oraciones por Nicaragua

Los asistentes señalaron que en este día de oración lo primordial es pedir por la vida y la salud de los gobernantes, la unidad de los pueblos y la permanencia de la fe en los corazones de los nicaragüenses, que goza de la bendición de Dios.

“Creemos que hoy nuestro Creador trae avivamiento dentro de su pueblo y una de las peticiones que traemos delante de Él es que avive nuestras vidas, familias, comunidad y sobre todo nuestra nación, sabemos que Dios va a hacer cosas sobrenaturales sobre esta nación, estamos plenamente convencidos en que solamente con la ayuda de Dios alcanzaremos grandes cambios en nuestra nación”, destacó Mario Moreno.

“Hoy estamos orando por nuestro presidente y por las almas que aún no han llegado a los pies de nuestro Dios, Él es la respuesta a todas nuestras dificultades y solo Él puede liberar a aquellos que están sumergidos en las drogas y la violencia, sabemos que nuestro Señor Jesucristo escucha nuestras oraciones y por eso le clamamos con mucha fe”, dijo finalizó Adilia Morales.