¡Con Chávez en el corazón! Así se proclamaron los nicaragüenses que participaron en un festival político-cultural efectuado por la Juventud Sandinista en las inmediaciones de la Avenida de Bolívar a Chávez, en conmemoración al primer aniversario del tránsito a la inmortalidad del legendario Comandante Hugo Chávez, en el que los asistentes agitaron la bandera de la patria bolivariana, gritaron consignas y corearon las canciones revolucionarias que identifican la lucha de los pueblos.

Para quienes conmemoraron el primer aniversario del tránsito a la inmortalidad del visionario bolivariano, hoy el Comandante Chávez es un símbolo de libertad, rebeldía y humanismo, tomando en cuenta que la solidaridad que siempre mantuvo con el pueblo nicaragüense logró el desarrollo de muchos programas solidarios que permitieron brindar una mejor calidad de vida a muchas familias de nuestro país.

Las mujeres nicaragüenses, recuerdan a Chávez como un hombre incansable, defensor de los derechos humanos y un gran pensador, que siempre estuvo al frente de la lucha de muchos pueblos latinoamericanos, logrando así la unidad de los mismos.

“El legado de Chávez sigue vigente porque él fue para nosotros la luz que estaba apagada en nuestros países, la que irradió todos los hogares de nuestro país. Desde ese momento se convirtió en el caminante, seguidor de Bolívar, comprometido con Latinoamérica. Un hombre que siempre luchó por liberarnos de las garras del imperialismo y por eso hoy lo recordamos con mucho amor y sabemos que desde el cielo él continúa ayudándonos a salir adelante”, manifestó Sandra Morales.

“El pueblo nicaragüense tiene mucho que agradecerle al comandante Chávez, fue un hombre que siempre se preocupó por el bienestar de nosotros sus hermanos, muchos recuerdos conservo del comandante Chávez, porque él fue una semilla que germinó en cada uno de nosotros y aún cuando su presencia física no esté con nosotros, su espíritu y amor permanece vigente en este pueblo que hace un año lloró al saber de su muerte, pero que ese mismo día asumió el compromiso de seguir su legado” expresó Carmen Martínez.

Juventud comprometida

El contacto que mantuvo el comandante Chávez con la juventud nicaragüense en sus visitas a nuestro país, permitió que el sentimiento de admiración hacia él formara parte del día a día de los jóvenes que luchan por el proceso revolucionario nicaragüense.

“Para nosotros, Chávez es un símbolo de humildad, entrega y solidaridad, las veces que pude verlo de cerca y escuchar sus palabras aprendí que solo la unidad de nuestros pueblos nos hace fuertes, para mí Chávez fue y continúa siendo un ejemplo, porque su interés por un pueblo como el nuestro demuestra que realmente él sí creía en el amor al prójimo”, señaló José Luís Aragón.

“Recuerdo la primera vez que vi en persona al comandante Chávez, todos salimos a las calles para conocer al hombre que sin interés alguno se dispuso a brindarnos su solidaridad. Hoy, a pesar de su partida, él vive en cada uno de nosotros porque más que un líder revolucionario fue nuestro amigo, nunca se rehusó al contacto con nosotros los nicaragüenses y eso me hace recordarlo como un hombre con un corazón de oro”, expresó Coralina Zúniga.

Al festival se hicieron presentes los embajadores de Venezuela y Cuba, quienes al igual que el resto de asistentes manifestaron y ratificaron su compromiso con la causa revolucionaria que siempre promovió el Comandante Eterno Chávez.