El gobierno del presidente Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo, creó la Comisión Nacional de Registro y Control de Sustancias Tóxicas, a través de un decreto publicado en La Gaceta del 13 de febrero pasado, a fin de controlar la importación y distribución de sustancias tóxicas.

La información sobre la creación de la comisión la dio a conocer su presidente, Ulises Narváez Vargas, quien señaló que el presidente Daniel y la compañera Rosario han venido notando la necesidad de controlar la distribución de sustancias tóxicas en el país y los cuales no tienen un control y por lo cual se está contaminando el medio ambiente.

Esta comisión que fue formada hace más de 15 días, está compuesta por un presidente y una secretaría ejecutiva de cinco personas nombrada por la Presidencia de la República, contando con un director general del Ministerio Agropecuario y Forestal, así como de un director general del Ministerio de Recursos Naturales y del Ambiente.

La comisión abrirá las puertas a los usuarios el día lunes 10 de marzo, para ser atendidos en todo lo que tiene que ver con permisos y tramitología para sustancias tóxicas.

El compañero Narváez dijo que para “vivir bonito, vivir sano y vivir bien”, se requiere cuidar y salvaguardar la vida de los nicaragüenses, a la Madre Tierra, asegurar la calidad alimenticia y nutricional en el país y tener un adecuado control de estas sustancias creando políticas de importación, distribución, uso y manejo de todas las sustancias tóxicas en el país.

Aclaró que “ha existido un registro de plaguicidas agroquímicos, pero en cuanto a las sustancias tóxicas industriales nosotros tenemos un vacío porque no se han estado registrando como tal, simplemente se autoriza importación.

Quince días de trabajo

El compañero Narváez explicó que está hablando de químicos industriales como cianuro, mercurio y de otras sustancias que tienen que ser reguladas y en ese sentido destacó que se está creando una legislación en base a convenios internacionales, de los cuales Nicaragua es firmante.

Recordó que en 15 días de trabajo de la comisión se han prohibido seis nuevas sustancias tóxicas, adicionales a 20 que ya estaban prohibidas en su ingreso, uso y distribución en Nicaragua, añadiendo que las empresas que los tengan en inventarios tendrán un año para deshacerse de ellas.

Entre estas sustancias cuyo ingresó al país está prohibido, están el carbofurán, el aldicarb, el metomil, el endosulfan, terbufos y el etoprofost y señala que el uso del paracuat, que es un herbicida, solo se permitirá en los cultivos de frijol y arroz.