Lleno de un ambiente festivo, el Arzobispo de Managua, Leopoldo Brenes Solórzano, ofició la tarde-noche de este martes su primera Misa de Acción de Gracias como Príncipe Purpurado de la Iglesia Católica.

La Catedral Metropolitana de Managua no dio abasto para la desbordante ola de fieles católicos que asistieron a la primera misa de Su Eminencia Reverendísima, Cardenal Leopoldo Brenes.

La plazoleta, frente al atrio de la catedral, se colmó de feligreses que vinieron de todas partes de Nicaragua. Familias enteras le llevaron obsequios al purpurado investido el pasado 22 de febrero en Roma por el Papa Francisco.

Gobierno acompaña al Purpurado

El solemne acto eucarístico también contó con la asistencia de la Comandancia General del Ejército de Nicaragua, encabezada por el General Julio César Avilés; el Vicepresidente de la República, General (R) Moisés Omar Halleslevens, el Canciller Samuel Santos, la Ministra de Gobernación, Ana Isabel Morales y la Alcaldesa de Managua, compañera Daysi Torres.

Su Eminencia Reverendísima, Cardenal Leopoldo Brenes, durante esta misa especial, se hizo acompañar de los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), además del Cardenal Miguel Obando y Bravo y el Nuncio Apostólico de Nicaragua, monseñor Fotunatus Nwachukwu.

En su primer homilía como Cardenal, el nuevo purpurado de los nicaragüenses, fue acuerpado por la bella imagen de Jesús del Rescate, quien desde la mañana de este martes peregrinó por primera vez desde Rivas hasta la capital Managua.

Cardenal Brenes pide oraciones

Durante la misa, el Cardenal Leopoldo dio a conocer una conversación que tuvo con el Papa Francisco en Roma, quien le pidió que las familias nicaragüenses y los mismos obispos de Nicaragua oren por él.

"A solicitud del Papa, nos pidió que oremos por él y por mi. Y esos son los deseos del Papa Francisco", expresó Su Eminencia, quien además destacó que el Papa Francisco puso su mirada en esta pequeña tierra, donde estará cumpliendo su llamado a servir.

El Jefe del Ejército de Nicaragua, General Julio César Avilés, previo a la misa, indicó que al asistir toda la Comandancia General de la institución castrense, se patentiza el reconocimiento y el cariño que le tienen al Cardenal Brenes.

"Hemos manejado con él una relación muy fraterna, todos los años intercambiamos en algún momento. Podemos decir que nos han unido vínculos de muchos años, y creemos que Nicaragua debe de estar contenta de tener un nuevo Cardenal", expresó.

Piden visita del Papa Francisco

Por su parte, el Vicepresidente de Nicaragua, General (R) Moisés Omar Halleslevens, sostuvo que todos los fieles católicos de este país han estado, desde que se conoció la noticia del nombramiento del Cardenal, muy contentos y felices.

"En la bienvenida, unos lo saludaron de manera física y otros de manera espiritual. El Comandante Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo, también estuvieron ayer saludándolo y como Pueblo Presidente le dieron ese recibimiento, y es parte del cariño que le tienen a Polito", manifestó.

En relación a la posible visita del Papa Francisco a Nicaragua, el Vicepresidente Halleslevens indicó que "ojalá esto se pueda materializar pronto. Además refirió que el Gobierno de Nicaragua también lo ha estado invitando, por lo que se espera que sea lo más pronto posible para darle el recibimiento que se merece".

El primer milagro del Cardenal

El Ministro de Relaciones Exteriores, compañero Samuel Santos, recordó la broma que hizo el Comandante Daniel Ortega al recibir al Cardenal Brenes, al decirle que 'su primer milagro ha sido resucitarlo'. Esto tras una serie de especulaciones burdas y mediáticas que generaron algunos medios de derecha en relación a una supuesta muerte del Presidente de Nicaragua.

"El Presidente Daniel Ortega le dijo al Cardenal, que ya hizo el primer milagro, que lo revivió. Yo considero que la actitud del Cardenal es la de un hombre que viene haciéndose desde niño, que surge del pueblo, trabaja con el pueblo y para el pueblo", destacó Santos.

El canciller valoró que es extraordinario que Nicaragua, además de poder contar con el Cardenal Miguel Obando y Bravo, ahora también contará con el Cardenal Leopoldo Brenes, a quienes deseó lo mejor en sus vidas pastorales como guías espirituales del país.