La construcción total de una calle en el Barrio Aleyda Delgado devolvió la tranquilidad a los pobladores de este sector del municipio de Tipitapa. La pobladora Albertina Gudiel Solano todavía recuerda aquella noche triste, cuando una vertiginosa corriente, generada por el invierno tempestuoso de finales de septiembre, 2013, asoló los caseríos, incluso llevándose consigo ropa, muebles y hasta los mismos animales domésticos de las familias.

“Fue una noche trágica. El agua nos llegaba arriba de las rodillas, a los niños chiquitos tuvimos que sacarlos chineados, porque sino se ahogaban”, relató Gudiel, de 63 años. La pobladora manifestó su agradecimiento al Presidente Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo, quienes, a través de la Alcaldía Municipal de Tipitapa, mandataron la construcción de 200 metros de calle adoquinada y unos 800 metros lineales de un moderno cauce.

La pobladora Nubia Navarrete rememoró aquella súbita inundación que al día siguiente dejó a varias familias evacuadas en la escuela pública de Tipitapa. Recordó la inmediata movilización que tuvieron los Comités Municipales de Prevención, Mitigación y Atención de Desastres, compañeros de la Policía Nacional, Cruz Roja, Defensa Civil y el Benemérito Cuerpo de Bomberos.

“Llegaron rápido a nuestro auxilio. Eran las doce de la noche y aquí era un locura de gente. Nos evacuaron ahí nomás. Estaba el Ejército, la Policía, todos ayudaron porque el Gobierno estaba bien preocupado por la situación, porque era una verdadera emergencia. El agua estaba por todas partes, esta calle era un río, una correntada, no sabíamos para donde ir”, detalló.

El compañero César Vásquez, alcalde de Tipitapa, se mostró muy feliz y satisfecho con la concreción de esta obra social. “Ya por lo menos unos doscientos pobladores que viven aquí en esta calle ya no pasarán más pesadillas en los próximos inviernos, porque el Gobierno Sandinista les ha garantizado esa seguridad que tanto se merecen como pueblo”, sostuvo.

El alcalde precisó que la construcción de esta calle adoquinada llevó una inversión de 680 mil córdobas, pero además anunció que la comuna tipitapeña desde ya viene trabajando en la construcción de un cauce de 2.5 kilómetros de largo, mismo que partirá desde el Barrio Juan Castro y finalizará en el Barrio Oronte Centeno, obra que permitirá mitigar el riesgo de inundaciones en estos sectores de este municipio de Managua.