De forma organizada, padres de familia, los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida, la Juventud Sandinista y servidores públicos organizados en los Comités de Liderazgo Sandinista (CLS), desarrollaron este domingo una jornada de limpieza en el Colegio Público Adrián Rojas Gutiérrez de cara a preparar las condiciones para el regreso a clases de los niños, niñas y adolescentes del barrio Batahola Sur y sus alrededores.

“Estamos embelleciendo los colegios, limpiando, poniendo esas aulas bonitas para que los muchachos y muchachas puedan encontrar un entorno bonito, sano con sus cestos nuevos de basura […] todo en un ambiente que nos permita vivir sano, bonito y seguro. Y esa es la labor hoy en saludo al paso de la inmortalidad de Sandino y aquí trabajando en este buen Gobierno del Comandante Daniel (Ortega) y Rosario (Murillo)”, expresó la presidenta del Invur, compañera Judith Silva.

María Ester Martínez, maestra de primaria del Colegio Adrián Rojas, agradeció el apoyo de los padres de familia y los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida y el Invur en los trabajos de limpieza del Colegio, con lo cual se podrá preparar buenas condiciones para que los estudiantes reciban sus clases, ya que además de realizar las labores en el centro también se les ha llevado papeleras y al facilitar vehículos para trasladar la basura el botadero municipal.

Ernestina Zelaya, coordinadora de la Juventud Sandinista del Invur, aseguró que como jóvenes se han sumado a la jornada de limpieza para trabajar conjuntamente con los padres de familia del centro educativo con el propósito de crear condiciones higiénicas para que los niños y niñas comiencen a recibir sus clases en un lugar limpio y saludable.

“Es un trabajo de todos en conjunto, hacer y participar creando condiciones estables y saludables para nuestra niñez”, agregó Zelaya.
Marlene Medina, madre de uno de los estudiantes del centro, declaró que los padres están trabajando para que sus hijos no solo reciban sus clases de calidad, sino que lo hagan en un sitio bonito, limpio y sano, donde tengan garantizado que no se enfermarán y mucho menos que ensuciarán sus ropas.