En un juego no apto para cardiacos, el equipo de Los Gigantes de Rivas se coronó campeón del beisbol profesional al derrotar al Boer 15 carreras a 9, en un partido realizado en el estadio Dennis Martínez, en Managua.

Ante una fanaticada calculada en más de 15 mil personas, El Boer empezó ganando en el primer inning después el Rivas tomo la delantera, La Tribu volvió a irse adelante pero Los Gigantes le empataron, y en ese sube y baja llegaron hasta el noveno episodio, en donde los sureños llenaron las bases y empataron 9 a 9 con carrera de caballito.

Como para querer echarle sal al Boer, la fanaticada del Rivas soltó un gato negro en el estadio Dennis Martínez, que recorrió todo el terreno, lo que al parecer definió el futuro nefasto de la Tribu, pues en el noveno inning el picheo se cayó y Rivas anoto 6 carreras más que le garantizaron el triunfo.

Los gigantes del Rivas se coronaron por primera vez en el beisbol profesional.