En los últimos dos años, Nicaragua ha avanzado sustancialmente en la lucha contra el lavado de dinero y el financiamiento al terrorismo, enfrentamiento que le ha valido para fortalecer la reputación del país como destino de recursos e inversiones.

Gracias a la creación de instituciones como la Unidad de Análisis Financiero (UAF), que implementa acciones para robustecer al país contra esos delitos, el país incrementa su reputación ante la comunidad internacional.

Continuando con el trabajo para fortalecer el sistema nacional anti lavado de dinero, la UAF con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) implementa una serie de seminarios talleres dirigidos a fortalecer a las instituciones del sector público y privado que son las encargadas de dar cumplimiento a las leyes y regulaciones frente al lavado de activos y financiamiento al terrorismo.

Alejandra Quevedo, especialista del BID en temas de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo, explicó que aunque esa institución no está en capacidad de hacer una evaluación de país sobre el tema abordado, si presta atención a la problemática y colabora con Nicaragua, país que desde hace un par de años “ha dado grandes pasos en la mejora de sus instituciones frente al lavado de dinero y el financiamiento al terrorismo”.

Por su parte el Mayor General Denis Membreño, director de la UAF, explicó que en 5 días se desarrollará un programa de capacitación para funcionarios públicos y oficiales de cumplimiento de entidades financieras.

En el taller participan representantes de los ministerios de Gobernación, Economía Familiar, de los institutos de Turismo, Telecomunicaciones y de la Comisión Nacional de Microfinanzas.

Tras la inauguración del taller, Membreño recordó que tras la creación de la UAF en el 2013, el país quedó fortalecido en la lucha contra delitos como el lavado de activos.

La creación de la UAF significó una mejora para la reputación del país como destino de recursos e inversiones, explicó Membreño, a la vez que reconoció que Nicaragua ha mejorado su posición ante el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI).

No obstante, explicó que este año la meta de Nicaragua es mejorar su reputación internacional para que a la par de su desarrollo económico fortalezca las condiciones para mejorar la competitividad.

Finalmente, Membreño aseguró que Nicaragua ha venido dando saltos de calidad en la lucha contra el lavado de activos, gracias a la creación de mecanismos de información, supervisión y regulación que antes no se aplicaban.