La Compañera Rosario Murillo, Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, sostuvo un encuentro con la Compañera Ana Rosalinda García de Hernández, Primera Dama de la República de Honduras, esposa del Presidente Electo de esa hermana nación, Juan Orlando Hernández.

Tras el encuentro, en declaraciones a los medios del Poder de las Familias y Comunidades, Rosario expresó su agradecimiento a Rosalinda por la visita realizada al país y aseguró que el próximo 27 de enero el Pueblo y Gobierno de Nicaragua acompañara al Presidente electo de Honduras en su toma de posesión.

Rosario comentó que las relaciones entre ambos países han sido de excelente vecindad, amistad y fraternidad e indicó que en el encuentro sostenido con su contraparte hondureña, se estudiaron todas las posibilidades de intercambio de conocimientos y experiencias sobre programas de gobierno entre las dos naciones.

“Somos pueblos hermanos, somos vecinos y tenemos tanto que aprender unos de otros, sobre todo las experiencias, los proyectos, los aciertos, los desaciertos, compartiendo aprendemos todos”, valoró Rosario.

La Compañera explicó que en la reunión se habló sobre un programa de trabajo que se planea desarrollar sobre cómo intercambiar más y conocer mejor el trabajo de ambos gobiernos en cuanto a proyectos y programas desde los diferentes ministerios, particularmente los esfuerzos desarrollados para ser más eficientes y eficaces, lo cual es uno de los propósitos centrales que el Gobierno de Nicaragua se ha planteado este año.

Rosario valoró que ese intercambio entre países hermanos es también una forma de hacer Patria Centroamericana. “Ser mejores vecinos, sentirnos como hermanos, encontrar modalidades novedosas de entendernos mejor, de compartir nuestros patrimonios culturales, tenemos raíces culturales comunes, cuánto vamos a hacer para preservar cultura, identidad, lenguas. Con Honduras compartimos la Mosquitia, tenemos ahí ese territorio grande donde las familias hondureñas, las familias nicaragüenses se sienten pueblo miskito y van de un lado a otro continuamente con absoluta naturalidad”, señaló.

“Cuantos esfuerzo podemos compartir para que nos sintamos cada vez más cerca, cada vez más integrados los nicaragüense, los hondureños, no solo de la zona fronteriza, sino en general, porque como pueblo centroamericano nos toca fortalecer la unidad, la integración y encontrar caminos de Bien Común para nuestros pueblos, para todos”, añadió.

Explicó que el plan de trabajo se desarrollará en los próximos meses por medio de visitas en ambos países, con el objetivo de conocer más la experiencia en la implementación de programas como el Bono Productivo Alimentario, en el caso de Nicaragua, y programas diseñados en Honduras que retoman la cultura campesina en las zonas semirurales de las zonas urbanas.

“Somos países que prácticamente podemos catalogarnos como países rurales nada más que con zonas urbanas. Sabemos que ellos (en Honduras) han hecho grandes esfuerzos de los cuales podemos aprender mucho”, comentó Rosario.

La Compañera valoró que el intercambio de experiencias y conocimientos es una necesidad que también se dará en otros sectores como la salud, para enfrentar eficazmente epidemias como la del dengue, que el año pasado cobró la vida de centenares de centroamericanos.

En ese sentido, expresó que temas esenciales para los pueblos centroamericanos, como la salud y la educación, tienen que ser parte de la agenda del Sistema de Integración Centroamericana (SICA).

“Vamos a estar compartiendo visitas, esfuerzos, conocimientos, experiencias y también insistiendo en que estos temas sean objeto de análisis e intercambio en los distintos eventos ministeriales que realice nuestro sistema de hermandad centroamericana, el SICA”, precisó Rosario.

La Compañera agradeció a la primera dama hondureña la visita realizada a Nicaragua “para que podamos instalar efectivamente una mesa de dialogo permanente, porque de eso se trata, de encuentro, de diálogo, de compartir búsquedas, porque esta es una búsqueda incesante en que estamos comprometidos en encontrar soluciones para nuestros pueblos”, aseguró.

Programas sociales un ejemplo a seguir

Por su parte, la primera dama de Honduras, Ana Rosalinda García, agradeció a la compañera Rosario por haber compartido la experiencia de los programas sociales que viene impulsando el Gobierno Sandinista para protagonismo de las familias.

Reconoció que el presidente Hernández desde su encuentro con el Comandante Presidente Daniel Ortega el pasado 2 de diciembre, quedó muy impresionado y con mucha expectativa de conocer la experiencia de Nicaragua en relación a los programas sociales y económicos.

“Ha sido una tarde de mucha plática sobre diferentes temas y como usted bien lo decía, de lo que se trata es de que podamos unir esfuerzos como pueblos hermanos centroamericanos que somos, con muchos problemas similares y que podamos cada quien sacar esas mejores prácticas que hemos ido aprendiendo y que podamos compartirlas para que podamos llevar alternativas de desarrollo a cada uno de nuestros pueblos”, señaló García.

Agregó que la reunión con la Compañera Rosario y demás funcionarios del Gobierno Sandinista, resultó en una tarde de mucho aprendizaje y logró conocer muchas ideas novedosas para ser impulsadas para protagonismo de las familias hondureñas.

Puso a disposición del Gobierno Sandinista la experiencia de los programas sociales que se han impulsado en Honduras, los que asegura “han traído enormes beneficios a las poblaciones a las que hemos logrado impactar”.

Reitera invitación a toma de posesión

“Al final compartimos fronteras, pero también compartimos ese sentimiento de hermanos centroamericanos. Yo le agradezco también y vamos a esperarlos allá (en Tegucigalpa) el día 27 para la toma de posesión en un momento muy importante en nuestras vidas y que marca el inicio de una nueva gestión del gobierno de Juan Orlando que ya ha expresado un deseo de trabajar de manera cercana con el pueblo nicaragüense en muchos proyectos que yo sé que ya se han discutido, pero especialmente en el tema social”.

Finalizó diciendo que está muy contenta por conocer los diferentes programas que se vienen impulsado desde el modelo Cristiano, Socialista y Solidario “y pues me encantará tener esa experiencia de traer algunos de nuestros técnicos para que puedan conocer más a fondo cómo podemos implementar estos programas”.

García se mostró particularmente sorprendida con el modelo de equidad de género que viene promoviendo el Gobierno Sandinista con el objetivo de brindar mayores espacios a las mujeres, para que tomen un rol protagónico.

“Un tema que para mí es muy importante cuando se promueve el desarrollo de una mujer, promueve el desarrollo de una familia y eso es precisamente lo que nuestra comunidades necesitan, el acceso a crédito, el acceso a los diferentes programas que le van a permitir junto con la educación llevar más desarrollo a cada una de las comunidades”.

Al final del encuentro la primera dama de Honduras hizo entrega de un presente a la compañera Rosario, quien a su vez le obsequió a García de Hernández una bella imagen de San Miguel Arcángel.

En el encuentro destacó la presencia de Jorge Lobo, hijo del Presidente Porfirio Lobo, quien fue nombrado Ministro de Agricultura por el nuevo mandatario hondureño. Por parte de Nicaragua, estuvieron presentes el compañero Fidel Moreno y el Vicecanciller Orlando Gómez.