Los universitarios, estudiantes de secundaria, funcionarios del Banco Central de Nicaragua y autoridades de la UNAN-Managua, participaron del homenaje a Roberto González “El Chino”, quien murió exigiendo el cumplimiento de nuestra Carta Magna y respeto a la autonomía universitaria.

El 21 de abril de 1999 se dieron una serie de jornadas de protesta de la comunidad estudiantil universitaria, que reclamaba la entrega correcta del 6 por ciento que establece la Constitución Política, para el funcionamiento de la educación superior.

En esa ocasión Roberto González y miles de estudiantes universitarios se congregaron en el parqueo del Banco Central de Nicaragua, en protesta por la actitud del gobierno liberal y de los diputados de la Asamblea Nacional de no reconocer el seis por ciento.

La protesta incluyó un toma simbólica de la Biblioteca del Banco Central por parte de los estudiantes universitarios que solicitaban dialogar con las autoridades gubernamentales, sin embargo lo que recetó Arnoldo Alemán, fue la represión de la Policía Nacional a través de las fuerzas antimotines, que llegaron lanzando balas de goma, balas y bombas lacrimógenas.

González fue alcanzado por el impacto de una bala de goma que le fue disparado a pocos metros de distancia, ocasionándole la muerte instantánea y con ello quedaron truncados sus sueños de coronar la licenciatura de derecho.

El rector de la UNAN-Managua, Elmer Cisneros  dijo que González  entregó su sangre por la educación superior y por “eso es un símbolo de orgullo, de dignidad y de respeto por la universidad”.

Cisneros indicó que los universitarios no quieren que vuelva a correr la sangre, algo que no ocurrirá mientras exista un Gobierno Sandinista, que respeta el precepto constitucional del seis por ciento, promueve la autonomía universitaria y apoya el acontecer universitario en todas sus áreas.

“Roberto no calculó que iba a morir, sino que murió como otros héroes por la patria, por la universidad, por el pueblo nicaragüense. Cuando el triunfo de comandante Daniel Ortega Saavedra  se contempló el respeto del seis por ciento, cuestión que se está cumpliendo cabalmente”, dijo Cisneros.

Durante la actividad también brindó sus palabras compañeros del Banco Central, entre estos el gerente general José de Jesús Rojas, quien patentizó el respaldo de esta institución a la comunidad universitaria.

El presidente de la Unión Nacional de Estudiantes de Nicaragua en la Unan-Managua, Luis Andino indicó que el Gobierno Sandinista, “no solamente cumple con el seis por ciento, nos da más, recordemos que están las becas ALBA y otros programas educativos que fortalecen la educación superior”.

“En este momento solo recordamos el pasado que nunca volverá, porque nosotros (la comunidad universitaria) mantendremos el sistema de gobierno que existe, este gobierno que nos representa y por lo tanto nuestro compromiso es que este gobierno siga”, dijo Andino.

En el caso de la UNAN-Managua, Cisneros comentó que existe una matrícula de 33 mil universitarios, de los cuales unos diez mil gozan de becas gracias a ese respeto al precepto constitucional que promueve el comandante Daniel Ortega Saavedra.