Lleno de energías y con el ánimo en alto, los estudiantes que reprobaron una o dos materias durante el año lectivo 2013, asistieron este martes al segundo día del reforzamiento escolar solidario.

En el Instituto Rigoberto López Pérez, según el director de este centro, profesor Roger Delgado, 280 alumnos dejaron una o dos clases y por lo tanto son los que están asistiendo al reforzamiento.

Delgado aseguró que las principales materias a reparar en este instituto son Español, Matemáticas e Inglés.

“Nosotros planificamos el reforzamiento escolar en dos semanas. Iniciamos el día de ayer (lunes), culminamos la próxima semana y estos chavalos van a hacer sus exámenes de reparación del 3 al 7 de febrero, e inmediatamente se matriculan”, explicó.

Se busca reforzar debilidades

El maestro Evert Alejandro Fonseca Estrada, señaló que la metodología de este plan de reforzamiento lo que busca es que los estudiantes logren superar las deficiencias en las materias que dejaron y no simplemente que pasen al siguiente año.

“El modelo educativo es por competencia. No es que se regale la nota sino que se va valorando cada uno de los esfuerzos que ellos van superando, es reforzar todas aquellas debilidades que ellos tuvieron en el año”, destacó este maestro de matemáticas.

De ello están claro los estudiantes como Gimena Castro, de segundo año, quien aseguró que lo principal de este plan es adquirir los conocimientos necesarios para poder cursar sin ningún problema el año siguiente.

Castro aseguró que tenía dificultades de aprendizaje en álgebra, pero que con la ayuda de los maestros logrará comprender un poco mejor esos contenidos.

Igual se expresó Criss Carballo Pérez, también de segundo año. “Yo valoro bien el apoyo de los maestros, porque tomaron un poco de su tiempo para darnos clases y venir a enseñarnos”, indicó.