Centenares de niños de escasos recursos económicos acudieron a las instalaciones de la Universidad Católica (Unica) para recibir obsequios navideños entregados por Su Eminencia Reverendísima Cardenal Miguel Obando y Bravo.

El Cardenal de la Paz y la Reconciliación de las familias nicaragüenses se mostró contento al recibir a los niños y obsequiarle juguetes nuevos.

En breves declaraciones a los medios de comunicación, el Cardenal Miguel detalló que en total cada diciembre reparte más de 2 mil 500 juguetes a los menores.

"Con esto estamos celebrando la fiesta del Divino Niño, recordando que es Dios que se hace hombre, se hace carne, para que tengamos vida y la tengamos en abundancia", expresó el Cardenal.

El pastor de los nicaragüenses deseó una vez más a todas las familias una feliz navidad y un venturoso año nuevo "que lo celebremos en amistad con Cristo que se hace carne, se hace hombre para que tengamos vida y la tengamos en abundancia".

Finalmente, el Cardenal comentó que observa mucho entusiasmo en las familias nicaragüenses en vísperas de la celebración de la navidad y señaló que se ha hecho un buen trabajo para rescatar los valores de familia y comunidad en el país.

Por su parte, madres que acompañaron a sus pequeños a recibir los juguetes de manos del Cardenal, agradecieron el gesto de Su Eminencia, quien siempre comparte con los más necesitados.

“Cada año el Cardenal reparte juguetes a los niños y niñas, es un gesto de buena voluntad que nos conmueve como padres, porque en muchos casos no tenemos dinero para comprar juguetes a nuestros hijos”, comentó Isabel López.

“Los juguetes nuevos hacen felices a nuestros niños sobre todo en esta temporada de vacaciones, que es cuando acostumbrar a estar más en la casa y jugar con sus amigos, este gesto del Cardenal es muy valioso para ellos y para nosotras como madres”, expresó Nicolasa Urbina.