Como parte de las celebraciones en honor a la virgen María, el Ministerio de Economía Familiar, realizó una feria solidaria en la Colonia Máximo Jerez, donde productores de los municipios de Managua y pequeños artesanos, ofertaron sus productos a muy bajos precios, esto con el objetivo de incrementar sus ventas y llevar hasta los hogares capitalinos, logrando así agilizar la economía de las familias.

En la feria hubo venta de frutas, verduras, lácteos, granos básicos y textil vestuario, lo cual hizo de esta actividad una verdadera opción de compra para quienes llegaron a adquirir la variedad de productos, los que además afirmaron que este tipo de iniciativas les permiten realizar sus compras cerca del hogar y a precios solidarios.

“Esta feria está muy buena porque es una restitución más de nuestros derechos a todas aquellas personas que no podemos adquirir los productos más baratos, porque es aquí donde sostenemos un contacto directo con los productores y es la oportunidad para comprar las verduras y las frutas frescas, lo más importante es que está cerca de nuestras casas y nos ahorramos el gasto del transporte” destacó Alejandro Uribe.

“Este tipo de iniciativas siempre trae consigo buenos precios y variedad de productos, en mi caso he venido a comprar los granos básicos de esta quincena porque el puesto de Enabas ha venido hasta aquí. Para todos ha sido una gran noticia el hecho de que vengan hasta nuestra comunidad porque se nos hace más fácil adquirir los productos” expresó Mirtha Herrera.

Los productores y comerciantes que participaron en la feria afirman que con la iniciativa de las ferias de la economía familiar en los barrios les ha permitido incrementar sus ventas y hacer de sus ganancias grandes inversiones para el crecimiento de sus negocios.

“La feria nos favorece porque cómo productores de Ticuantepe tenemos la oportunidad de venir hasta acá con nuestros productos sin pagar nada, el ministerio nos facilita la movilización y eso nos permite vender nuestros productos a precios favorables y las ganancias son mayores y satisfactorias” destacó Ana Sánchez.

“Este tipo de actividades son la oportunidad para que nosotros demos a conocer nuestros productos y de esta manera crezcamos cómo pequeños artesanos, además nuestros precios son solidarios y las familias se van satisfechas con los productos que adquieren” concluyó Ángela Hernández.