Las dulcerías de Masaya muestran una intensa actividad elaborando dulces de todo tipo para abastecer los pedidos para las purísimas a lo largo de todo el país, hacia donde van saliendo cajetas, piñonates, gofios, huevos chimbos, coyolitos, ayote en miel y churritos, entre otros eternos favoritos de grandes y pequeños.

Los grandes peroles en los fogones encendidos son movidos constantemente por trabajadores con grandes palas de madera para evitar que las mieles que se preparan para los distintos productos, se peguen o se quemen.

De una de las dulcerías de Masaya, Meyling Sánchez, afirma que tienen bastantes pedidos y que los que más demandan los dulces son las personas que van repartirlos en las purísimas.

De acuerdo con la compañera Sánchez, han llegado clientes de distintos departamentos, como Managua, Rivas, la Costa Caribe Norte y León, a fin de abastecer la demanda en esas localidades.

“Ahorita en la temporada de purísimas las nueve personas que trabajan en la dulcería en la elaboración de los distintos dulces estamos elaborando ayote en miel, gofios, churros, cajetas de coco, huevos chimbos, cajetitas de masa”, añadió la micro empresaria.

Freddy Chávez, quien es propietario de la dulcería, y esposo de Meyling Sánchez, dijo que es bonito mantener la tradición de las purísimas y Masaya es la ciudad que se dedica a facilitar el abastecimiento de esa tradición de los dulces en las purísimas.

Chávez explicó que a Masaya llegan a hacerles encargos de todo tipo, como bandejas, canastas, canastitos llenos de dulces nacionales, todo al gusto del cliente.

Abasteciendo mercado nacional y extranjero

“Nosotros hacemos ahorita unos 30 productos en general al mercado nacional y desde hace siete años enviamos esta mercancía a Miami, Estados Unidos, a través de expositores de la feria Exponica, envíos en los cuales también van piñonates, cajeta de coco rosada, negra, todo lo que reparten en las purísimas”, expresó el microempresario.

Entre tanto Leonardo Martínez, propietario de dulcería Carol expresó que desde hace unos 15 años están dedicándose a la elaboración de dulces directamente, pero el negocio la fue heredado por la familia Venegas que comenzó en la dulcería hace unos 35 años.

Aseguró que actualmente están elaborando dulces como gofio, cajeta de masa de coco, churritos, cartuchos de maní natural o maní bañado, entre unos 12 productos que envían a clientes en los mercados de Managua, Masaya, Rivas, Chinandega y en el norte del país.

Gustos de todo tipo en departamentos

Entre tanto, Pablo López Hernández, de la misma dulcería dijo que además están haciendo huevo chimbo, piñonate, cajeta de leche, el coyolito, cajeta negra, leche de burra, trocantes y un churrito de harina de trigo que está comenzando a salir.

Aseguró López Hernández que trabajan también con pedidos de distintos departamentos, tomando en cuenta los gustos de la población en esos departamento, por ejemplo añadió que en León no comen el gofio con jengibre, sino con cacao y leche, en Chontales casi no lo comen, pero en Masaya, Granada y Managua gusta con jengibre y dulce.

Sin embargo expresó que la dulcería trabaja normalmente haciendo el mismo tipo de productos, producción diaria que va directo a los mercados y la que es elaborada, empacada por unos 16 a 18 trabajadores permanentes.