Todo un éxito ha sido la Feria de la Economía Familiar, que este fin de semana fue dedicada a los productos tradicionales de la Purísima Inmaculada Concepción de María, en donde las familias ya han empezado a hacer sus encargos.

Aracely Valle, del Ministerio de la Economía Familiar Asociativa y Comunitaria, detalló que en la feria se ofrecen maracas, matracas, traca-tracas, boleros, yoyos, los indios; los dulces de todo el país como gofios de León, Chinandega, Río San Juan; las cajetas de coco, leche; caramelos como los huevos chimbos, cajetas de masa, dulces, coyolitos churros; los encurtidos como el nancite, el ayote en miel; La chicha de Masaya, Granada, Estelí, Managua.

El ambiente de recreación para las familias está a cargo del Movimiento Cultural Leonel Rugama, el Payaso Pipo, grupos musicales de León, grupo Karma, grupo Tabú, música testimonial, tradicional y sobre todo las canciones en honor a la Virgen María.

Por su parte, la protagonista María Hernández Zavala, originaria de Masaya, de la cooperativa Nueva Generación para Cristo, comentó que “ofrecemos todo lo alusivo a la purísima como son las canastas, los pitos, las matracas, los chiches, las palomitas y caramelos como el gofio, huevo chimbo, cajeta de masa, todo a precios accesibles”.

Asimismo, Giselle Zeledón, de Masatepe, propietaria de la dulcería “Chepita” ofrece a la población que visita el parque de ferias cajetas de coco, leche, toronja, pio V, manjar y alfajor, productos que ya han sido encargados.

Samuel Montoya de Matagalpa, dijo sentirse animado con la ejecución de la feria ya que espera vender su producto que es elaborado por su familia y otros ayudantes, que ahora deben trabajar un poco más por los encargos solicitados.

“Yo vendo canastas a base de dulce, caramelo rallado, paleta chilindrina y bolón”, dijo Montoya.

Alrededor de 620 familias protagonistas participan en la feria, siendo unos 268 negocios los instalados.

Este domingo continúa la feria con un repertorio cultural variado y la demostración de la preparación del ayote en miel, la elaboración del gofio y de las matracas que tanto divierten a los niños y niñas.