La Compañera Rosario Murillo, Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, dio a conocer el lamentable fallecimiento por causa de dengue de Esmeralda Godínez Largaespada, de 16 años de edad, originaria de la comunidad San Ignacio, municipio de La Concepción, departamento de Masaya.

Esmeralda falleció a las 8:25 de la noche de este sábado y es la víctima número 19 que deja esta mortal enfermedad en lo que va del año.

“Más o menos a las 7 de la noche fuimos informados que (Esmeralda) se encontraba en estado agónico. Había tenido ya dos paros respiratorios (…) estaban tratando de reanimarla y a pesar de todo lo que se hizo fue imposible sacarla de la crisis”, explicó la Compañera en comunicación vía telefónica con el pueblo nicaragüense, a través de Tu Nueva Radio Ya.

Rosario relató que la joven ingresó al Hospital Primario de Ticuantepe el 8 de noviembre, “presentando los signos típicos del dengue (…) después fue trasladada por presión baja al Hospital Manolo Morales. Ahí se le dio positivo para dengue. Y bueno, vino evolucionando e involucionando hasta que hizo shock el día 12 de noviembre; mejoraba, luego involucionaba, hizo crisis el día 12 de noviembre, también sangró mucho, se le operó, se logró detener la hemorragia. Pero desde entonces quedó en cuidados intensivo y, bueno, hoy ella descansa en la Paz del Señor”.

“Hemos estado ahi con su familia, ahi está la Compañera Reina Ruedas, Secretaria del Concejo Municipal de Managua, nos comunicamos con el Secretario Político Departamental de Masaya, el compañero también Secretario Político Regional, José Ramón Álvarez, quien está en La Concha para apoyar a su familia en todo lo que requiera. Igual aquí en Managua, estamos brindando todo nuestro cariño, nuestro respaldo solidario, y les hacemos llegar un abrazo fraternal, un abrazo desde lo profundo de nuestro espíritu Cristiano, Socialista, Solidario, a todos sus familiares, a su compañero de vida, y reiterarles nuestro compromiso de seguir batallando con toda nuestra fuerza, haciendo todos los esfuerzos humanamente posibles, para frenar esta epidemia, y para atender a las personas que han contraído dengue, atenderlos y acompañarlos en su proceso para tratar de sacarlos de las crisis y luego, bueno, cuando es imposible, cuando Dios no lo quiere, pues, acompañar a las familias en su dolor y respaldarlos en todo lo que nos sea posible”.

La Compañera Rosario envió un abrazo muy fuerte a la comunidad de San Ignacio y a la familia de la joven Esmeralda Godínez.

“Ya con Esmeralda son 19, los hermanos y hermanas que hemos perdido, casi siempre jóvenes, esta vez 16 años de edad. Nuestro cariño, nuestra solidaridad, y nuestro compromiso, queridas familias nicaragüenses”, concluyó la Compañera.