Más de 350 infantes que forman parte de la Asociación de Padres de Niños y Jóvenes Diabéticos de Nicaragua, podrán contar con glucómetros nuevos gracias al aporte brindado por el Club Rotario de Managua-Tiscapa, que entregó estas herramientas médicas para mejorar el nivel de vida de estas personas.

La entrega de la donación valorada por más de 23 mil dólares fue entregada por miembros del Club Rotario de Managua, quienes agradecieron a sus homólogos de Estados Unidos, por hacer este aporte a la niñez nicaragüense.

Doña Aura Cuadra, Presidenta de la Asociación de Padres de Niños y Jóvenes con Diabetes que trabaja coordinadamente con el Hospital Infantil "Manuel de Jesús Rivera", La Mascota, indicó que cada glucómetro viene dotado de sus cintas de lectura y su lapicero, lo que ayuda a conocer los niveles de azúcar de los infantes.

“Este donativo viene ayudar a los niños a que tengan una mejor calidad de vida, porque es tan importante el autocontrol, ya que permite conocer la cantidad adecuada de insulina que deben inyectarse para evitar una baja o subida de glicemia. En saludo al Día Mundial de la Diabetes los Club Rotarios están haciendo esta ayuda para los niños”, dijo Cuadra.

El Día Mundial de la Diabetes se celebra cada 14 de noviembre, por lo que la asociación tiene planificado una serie de actividades a desarrollar.

La diabetes en niños menores de 14 años crece anualmente a un ritmo acelerado del 10%. Cada año se detectan entre 50 y 60 nuevos casos de esta "enfermedad silenciosa" que no distingue edades, y que puede atacar inclusive a niños de un año.

Ariana Chávez de 17 años, que convive con diabetes, agradeció por la donación brindada, pues tener acceso a un glucómetro le ayudará a controlar sus niveles de azúcar en la sangre.

“La mayoría de las cosas (medicinas) no están a nuestros alcance económico y que nos las den es una gran cosa, por eso estamos agradecidos. Nos ayuda a controlar nuestros niveles de azúcar y de esa manera podemos saber cuánta insulina debemos inyectarnos”

“Tener el control diario de azúcar puede ser la diferencia entre la vida y la muerte, porque si no sabemos en cuánto andan los niveles de glucosa los niños pueden tener un shock sea porque está muy alta o muy baja, por eso es muy importante el control diario”, dijo doña Luz Herrera.

La doctora María José Córdoba del Club Rotario Managua-Tiscapa, indicó que tienen siete años de estar apoyando a los niños que sufren de diabetes y a otros sectores de infantes, gracias al aporte que reciben de sus miembros y de grupos extranjeros homólogos.

“Esto es un beneficio para el hospital, para los padres, para los niños, para las familias, porque un tratamiento para un niño con diabetes cuesta como 4 mil dólares al año en equipos, cintas, medicinas, controles y médicos y eso lo hace el hospital con sus médicos”, reconoció Córdoba.

El director del Hospital La Mascota, doctor Freddy Castillo, agradeció en nombre de los padres, el donativo hecho por el Club Rotario, siendo el centro asistencial un facilitador para que los niños y jóvenes puedan recibir los programas o donaciones que les ayude en su diario vivir.

“Esto está enmarcado en el modelo de alianza de nuestro gobierno, para tratar de mejorar la calidad de vida de los niños diabéticos que acuden a nuestro centro”, dijo Castillo.