El cardenal Jorge Liberato Urosa Savino, Enviado Especial del Papa Francisco a las celebraciones del Centenario de la Provincia Eclesiástica y de la Arquidiócesis de Nicaragua, trae un mensaje de Unidad, Paz y Reconciliación, afirmó monseñor Bismark Carballo en declaraciones a El 19 Digital.

Monseñor Carballo participó junto al Padre Oswaldo Montoya, párroco de María Auxiliadora y del Presbítero Boanerges Carballo, canciller de la Curia Arzobispal, en una entrevista radial que le hicieron al cardenal Urosa, desde los estudios de Radio Estrella del Mar.

“Yo creo que esos elementos (Unidad, Paz, Reconciliación) son elementos que brotan desde el Evangelio y sobre todo para mantener la unidad de este pueblo de Nicaragua, que quiere caminar hacia el futuro con alegría, con todos los valores que brotan del Evangelio”, recalcó monseñor Carballo, tras concluir la entrevista radial.

Sobre la importancia de la visita del Enviado papal, quien es Arzobispo de Caracas, Venezuela, monseñor Carballo resaltó que tiene importancia “porque es un delegado del Papa, casi es como si el mismo Papa viniera en persona a Nicaragua, representado en este caso por el cardenal Urosa”.

Monseñor Carballo añadió que actualmente la Iglesia está anunciando a Jesucristo y trata de adaptarse a los nuevos tiempos, por ello el Papa ha convocado a un Sínodo Especial el próximo año en el cual se esperan importantes aportes.

“Particularmente los medios de comunicación han destacado áreas fundamentales, como es la situación de los matrimonios en situación irregular y la situación que se plantea con la diversidad de géneros, todos esos son temas que la Iglesia tiene que responder”, indicó.

Trae la Palabra del Papa Francisco

Reiteró que “la presencia del cardenal de Caracas (en Managua) tiene un sentido importante, vamos a tener la oportunidad de oír la palabra de este cardenal que vive la realidad de América Latina y que trae un mensaje del Papa Francisco”.

“No hay duda de los lazos que nos unen a Venezuela a través de los países del ALBA, la solidaridad que el presidente Hugo Chávez (qepd) ha mantenido con Nicaragua y que ahora continúa el presidente Maduro, creo que son elementos que seguramente estarán presentes en el encuentro entre el cardenal Urosa y los representantes del Gobierno y de la Nunciatura o a través del mensaje que brindará a la comunidad religiosa que se reúna el 2 de diciembre en la catedral de Managua”, explicó Monseñor Carballo.

Urosa: Un honor haber sido designado por el Papa

En la entrevista con Radio Estrella del Mar, el cardenal Urosa calificó como “un honor el haber sido designado enviado especial para el Centenario de la Arquidiócesis nicaragüense y envió un saludo al cardenal Miguel Obando y Bravo, cardenal emérito; a su Excelencia Monseñor Leopoldo Brenes, Arzobispo de Managua, a Monseñor René Sándigo y sacerdotes, monjas, religiosos y laicos que trabajan por la evangelización en nuestro país.

“Aquí estamos (en Venezuela) trabajando duro, como he visto que ha estado trabajando duro la Conferencia Episcopal de Nicaragua. La Iglesia en Nicaragua ha tenido una historia riquísima, se ha ido desarrollando, ha ido creciendo. La celebración del Centenario es una manifestación de esa alegría del pueblo católico que siente su pertenencia a la Iglesia y que está dispuesto a ir adelante en un nuevo impulso pastoral”, expresó el cardenal Urosa.

“Nosotros también aquí estamos en esa misma onda, trabajando duro, y tratando de llegar a todas partes como lo quiere el Santo Padre Francisco, una Iglesia misionera, una Iglesia en marcha, yo creo que esa tónica ya existe entre nosotros pero la vamos a intensificar más con ese empuje que nos está dando el Santo Padre”, recalcó.

Documento de Aparecida es una brújula para América Latina y el Caribe

El Cardenal Urosa destacó la validez que cobra hoy el Documento de Aparecida, en la Quinta Conferencia, cuyo gran tema fue precisamente, “ser discípulos y misioneros de Jesucristo en el mundo moderno”.

“Ahí tenemos nosotros, toda América Latina y el Caribe, como una brújula, una guía que debe orientarnos en nuestra labor apostólica, esa actitud evangelizadora que tiene como centro a Jesucristo a quien nosotros debemos irradiar”, precisó.

“Hacernos presentes, con nuestra vida, con nuestro testimonio, con nuestro amor, con nuestra entrega a los pobres, a todo el mundo, y sobre todo con una palabra clara, bien definida, que manifieste la Verdad del Evangelio al mundo moderno, un mundo que tiene una gran confusión”, añadió.

“El Evangelio nos da a nosotros esa luz que debemos proyectar, especialmente en este año de la Fe que fue convocado por el Papa Emérito Benedicto XVI!, concluyó.

Reforzar la conciencia misionera

Por su parte, el presbítero Boanerges Carballo, canciller de la Curia, recordó que el próximo 2 de diciembre la Arquidiócesis y la Provincia Eclesiástica cumplen 100 años, que se celebrará con una misa solemne en la Catedral Metropolitana de Managua, presidida por el Enviado Especial del Papa.

“Estamos preparándonos para que este sea un momento de gratitud por todas las bondades, un momento para reimpulsarnos en la Fe y en la conciencia misionera que como Iglesia debemos tener en este momento de la historia”, reflexionó.