Una delegación de alto nivel, compuesta por el Canciller Samuel Santos, el agente de Nicaragua en La Haya, Carlos Argüello, y la representante permanente de Nicaragua ante la ONU, Mary Rubiales, se reunió con el Secretario General de la Organización de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, en la sede de esa organización.

En declaraciones a Multinoticias, Canal 4, Argüello informó que el objetivo del encuentro fue informar al secretario general y a la ONU, sobre el anunciado incumplimiento de Colombia a la sentencia de la Corte Internacional de Justicia, que restituyó territorios marítimos a Nicaragua el año pasado.

“Nosotros explicamos al Secretario General que el anuncio que había hecho Colombia de que la sentencia era inaplicable, era una violación a la Carta de Naciones Unidas, el artículo 94 dispone que todas las sentencias de la CIJ son de obligado cumplimiento”, explicó Arguello.

Asimismo, Argüello indicó que la delegación también sostuvo una reunión con el Secretario Jurídico de las Naciones Unidas, a quien se le explicó la misma situación.

“Así que ya la organización está al tanto de este incumplimiento de parte de Colombia, la organización está al tanto que no puede depender de un país cumplir o no cumplir una sentencia y pretender que ahora que se ha dictado una sentencia es necesario negociar un tratado”, el cual incluso tendría que ser ratificado por el Congreso de Colombia, expuso Argüello.

“Las autoridades de Naciones Unidas quedaron debidamente al tanto de la situación y del manejo cuidadoso que Nicaragua está haciendo de este tema, incluso de las ofertas que el Presidente Daniel Ortega ha estado haciéndole a Colombia, de sentarse a platicar las maneras de implementar la sentencia de la Corte”, añadió.

Argüello también refirió que dentro del Sistema de Naciones Unidas, es bien conocido que Nicaragua ha sido uno de los países que ha acudido siempre a la justicia internacional y ha acatado siempre los fallos de la Corte. “Ellos están muy claros de ese asunto, entienden la posición de Nicaragua y todos quedaron muy entendidos de lo delicado de la situación y tiene que prevalecer la justicia internacional”.

Finalmente, Argüello señaló que los nicaragüenses pueden confiar en la justicia internacional. “Estamos en manos de la justicia internacional, no podemos estar en mejores manos, Nicaragua ha presentado sus posiciones de una manera impecable y vamos a salir adelante como hemos venido saliendo siempre”, aseguró.