Decenas de familias de la comunidad Río Abajo del municipio de Yalagüina en el departamento de Madriz, fueron protagonistas de la restitución del derecho al acceso a la energía eléctrica a nivel domiciliar.

Con una inversión de un millón 311 mil córdobas, la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (Enatrel) habilitó el servicio de energía eléctrica en 190 viviendas de la comunidad.

En total, fueron atendidos 480 pobladores, quienes gozan del nuevo servicio, el cual fue llevado a través de una red construida de 3.55 kilómetros.

Los pobladores de la comunidad, que asistieron a un pequeño acto de inauguración junto a las autoridades locales y representantes de Enatrel, señalaron que tras año de vivir en la oscuridad, la energía eléctrica les ha devuelto la esperanza para soñar con más progreso en su comunidad.

“Ahora todo es distinto, para nosotras las mujeres que antes padecíamos por la luz en la noche, era peligroso, y ahí teníamos que estar ahumándonos con candelas o candiles”, expresó Zaida Figueroa.

“Yo tengo un niño con discapacidad y para nosotros es necesaria la luz eléctrica, porque se nos hace más fácil brindarle los cuidados y atenciones que necesita sobre todo en la noche”, agregó la joven madre.

Otros jóvenes que habitan en la comunidad comentaron que sin energía eléctrica es difícil estudiar en horas de la noche, sobre todo cuando es tiempo de exámenes. Además la falta de energía eléctrica afectaba la comunicación con sus familiares en otros municipios y departamentos.

“La luz es tan importante hasta para cargar el telefonito viejo, ahí andábamos molestando nosotros en otros vecindarios para tenerlos cargados. Ahora apenas me la pusieron ya puse a cargar el mío, ya no ando molestando a los amigos y estamos mejor comunicados”, dijo el joven Rudy Pérez.

“La luz es lo más lindo porque mueve todo, si uno quiere poner un molino o una bomba eléctrica para trabajar, por eso es un gran orgullo tener la luz aquí en nuestro Río Abajo”, agregó el joven.

Por su parte, Elí Roque, representante de Enatrel, explicó que a través del Programa Nacional de Electrificación Sostenible y Energías Renovables (PNESER) Enatrel, continúa restituyendo los derechos de la familia nicaragüense por mandato del Presidente Daniel y la Compañera Rosario en más comunidades rurales de Nicaragua.

Comentó que en el municipio de Yalagüina se tiene proyectado inaugurar 6 comunidades, de las cuales se han inaugurado tres. En total se convertirán en protagonistas más de 300 familias con una inversión superior a los 4 millones de córdobas.

Además detalló que en el departamento de Madriz se contabilizarán a final de año 70 comunidades electrificadas, donde viven más de 3 mil familias protagonistas del servicio de energía eléctrica. En todo el departamento la inversión alcanza los 113 millones de córdobas.