El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, anunció este jueves que su par sirio, Bashar al Assad, prevé conformar una comisión "que viene a traer la verdad de Siria a América Latina" sobre el atentado con armas químicas ocurrido el pasado 21 de agosto.

"Hoy hablé por teléfono con el presidente Bashar Al Assad y me dijo que la próxima semana va a anunciar la visita de una comisión de alto nivel, que va a traer a América Latina la verdad de lo ocurrido en Siria. Yo le dije que era una idea extraordinaria y que sería recibido en Caracas con las puertas abiertas", expresó el primer Mandatario desde el Palacio de Miraflores en Caracas, lugar donde también recibió al presidente boliviano, Evo Morales, para debatir sobre temas bilaterales y acuerdos de cooperaciones importantes entre ambas naciones.

Indicó que organizaciones como la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), y la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) se mantendrán atentas ante la información que esta comisión ofrecerá.

Asimismo, alertó que Estados Unidos "ha alimentado a terroristas" que emprenden ataques contra naciones del mundo.

"Ellos alimentan a los terroristas y después se lavan las manos. Debemos recordarle al mundo que Osama Bin Landen, mercenario, perteneció a grupos terroristas y trabajó para Estados Unidos por décadas. Él operó para la CIA (Agencia Central de inteligencia) (...) Estados Unidos tiene una elite de formación de grupos terroristas", refirió el jefe de Estado.

Más temprano, Maduro informó que en la conversación telefónica que sostuvo con el presidente sirio, él le reiteró su apoyo para consolidar la batalla por la paz y la lucha que está dando (Siria) contra el terrorismo. "Siria no está sola", le expresó el Mandatario venezolano a Al Assad.

Por su parte, Al Assad expresó al primer mandatario nacional que la nación que preside "está ganando la guerra contra el terrorismo" y agradeció el apoyo del mundo entero que permitió detener el ataque de Estados Unidos para destruir Siria.

El pasado 31 de agosto, el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, anunció a la opinión pública su pretensión de iniciar una intervención militar en el país árabe, que desde 2011 resiste a los ataques de grupos mercenarios financiados por potencias occidentales.

"Yo creo tener la autoridad para llevar a cabo esta acción militar sin tener la autorización del Congreso. Yo sé que el país va a estar más fuerte si tomamos esta acción y nuestras acciones serán más efectivas", expresó Obama en esa ocasión, aunque no ha contado con el respaldo internacional esperado.