Una estabilidad en los precios de la gran mayoría de los productos que componen la canasta básica se registró este fin de semana en los mercados capitalinos.

Durante un recorrido realizado este domingo se pudo observar que los granos básicos mantienen su precio, al igual que los cereales y los productos perecederos.

El arroz se mantiene entre los 9 y 12.5 córdobas la libra dependiendo la calidad, el frijol rojo y retinto se mantiene en 9 córdobas la libra, y el azúcar a 9 córdobas la libra, indicó Jaqueline Martinez, comerciante de abarrotes en el mercado Roberto Huembes.

Por su parte el aceite mantiene su precio en 30 córdobas el litro, mientras que la soya a 12 córdobas la libra al igual que la avena.

En este centro de compras los perecederos como el tomate bajaron su precio. Allí la docena de tomates se cotiza en 30 córdobas, lo que representa una reducción de 20 córdobas en relación a al precio anterior.

En cuanto a la chiltoma su precio no presenta variabilidad, pues la docena se mantiene a 40 córdobas, al igual que la semana pasada.

La papa fue otro de los productos que disminuyó su precio, al pasar de 15 córdobas a 8 córdobas la libra, según explicó la comerciante Rosa Elena González.

González, indicó que un perecedero que incrementó su precio fue la cebolla, la cual pasó de 12 a 15 córdobas la libra.

Otros productos que también mantienen sus precios son el repollo y la lechuga. El primero se cotiza entre 10 y 15 córdobas según el tamaño, mientras que la lechuga se cotiza entre 10 y 8 córdobas, de acuerdo al comerciante Pedro Silva.

En relación al huevo, de acuerdo a Darling Jirón, vendedora del Roberto Huembes, este se mantiene a 80 y 82 córdobas la cajilla. No obstante, el queso subió 5 córdobas por libra, pasando de 40 a 45 córdobas.