En saludo al 192 aniversario de la independencia centroamericana, el gobierno de Nicaragua continúa restituyendo los derechos de las familias nicaragüenses a través de la instalación del servicio de electricidad domiciliar, esta vez, los protagonistas fueron las familias de los barrios Las Brisas, sector el Gallazo y La Concepción en el municipio de Moyogalpa y la comunidad Las Cruces, sector San Juan, en el municipio de Altagracia, Las Cruces-Sector Los Mangos, Palma Arriba y San Pedro-Sector El Barrio Isla de Ometepe, departamento de Rivas.

Con la instalación de este servicio, las familias han logrado adquirir mayor desarrollo económico, ya que este proyecto les permite trabajar dignamente con el establecimiento de pequeños negocios dentro de sus hogares, contribuyendo en gran manera a la economía familiar y local.

Así mismo han adquirido mayor seguridad y estabilidad en sus viviendas puesto que las tareas domesticas y educativas tienen mayor apertura, tomando en cuenta que han dejado como parte del pasado la utilización de candiles, focos y candelas para alumbrarse a la hora de estudiar, preparar los alimentos e incluso estar informados del acontecer nacional ya que ahora tienen la oportunidad de ver la televisión, escuchar la radio y hacer uso de las telecomunicaciones.

“La energía eléctrica ha sido de mucha utilidad para nosotros, ahora nos sentimos más tranquilos porque gracias a la voluntad de este gobierno las familias de la Isla de Ometepe estamos protagonizando los grandes avances que como país hemos alcanzado. Nosotros somos una comunidad de gente humilde y trabajadora y al tener este nuevo servicio estamos convencidos que nuestras vidas van a cambiar en su totalidad, porque este es un servicio que complementa y facilita el trabajo sobre todo para las amas de casa” manifestó Alexandra Irigoyen.

“Antes de no tener energía nos veíamos en la necesidad de conectarnos de manera ilegal a las líneas que pasan a unas cuadras de nuestras casas y eso nos dificultaba ver la televisión, escuchar la radio y vivíamos de manera insegura porque muchas veces los cables tomaron fuego, sin embargo ahora que nuestro gobierno nos ha traído la energía hemos iniciado una nueva etapa de vida” señaló Rosa Mora.

“Estamos más que contentos de tener energía en nuestros hogares, porque no solo nos han garantizado estar alumbrados las 24 horas del día sino que hemos logrado ampliar nuestra pequeña pulpería ya que podemos vender productos refrigerados, cosa que no era posible hace unos meses, la verdad es que la instalación de la energía va más allá de alumbrarnos porque esto genera opciones de empleo para todos pues en mi caso ya no tengo que salir fuera de casa para trabajar, ahora lo hago desde aquí en mi pequeño negocio” afirmó Idalia Alemán.

Mario Esquivel, representante de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (ENATREL), afirmó que en todo el país se continúa trabajando arduamente para cumplir con la meta establecida de electrificar mil comunidades para este año.

“Las familias poco a poco van desarrollándose y haciendo un buen uso de la energía eléctrica no solo para efectos de iluminarse sino con la instalación de pequeños negocios que van contribuyendo a su desarrollo, de esta manera nuestro gobierno hace realidad lo que para muchos era un sueño, hemos instalado 6.6 kilómetros de red y en los próximos meses estaremos llevando este servicio a más comunidades de la Isla de Ometepe y del resto del país” finalizó.