El Gobierno de Nicaragua mantiene vigilancia sobre el Volcán San Cristóbal, debido a que las lluvias que han ocurrido en el país en los últimos días, están provocando el descenso de material volcánico por sus faldas.

Asi lo informó la mañana de este lunes el Dr. Guillermo González, secretario ejecutivo del SINAPRED, quien junto al director de INETER, Marcio Baca, brindaron una conferencia de prensa para informar las últimas situaciones que en materia climática y geológica se han presentado en el país.

Señaló el compañero González que por efecto de las intensas lluvias y por el material que en diciembre del año pasado arrojó el volcán San Cristóbal, se produjo un descenso de lahares, por lo que por orientaciones del presidente Daniel Ortega y de la compañera Rosario Murillo, personal de la Defensa Civil del departamento de Chinandega se desplazó hasta las laderas del coloso para observar de cerca el fenómeno.

Cuatro fenómenos atmosféricos están provocando las condiciones de lluvia que prevalecen en el país, ambiente que de acuerdo con el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) se mantendrán para las próximas 48 horas.

Sobre el estado actual del clima, el doctor González destacó que en las últimas 24 horas llovió moderadamente en el occidente, norte y centro del país y señaló que en Corinto se dieron acumulados de 100 milímetros de lluvias, en León alcanzó los 75 milímetros y en El Crucero con 71 milímetros.

Humedad entrando del Pacífico

Entre tanto el ingeniero Marcio Baca, jefe de meteorología del INETER, dijo que la dirección predominante del viento que está viniendo del Pacífico hacia el interior del país, está trayendo mucha humedad que al entrar a tierra se condensa por las diferencias de temperatura entre mar y tierra.

Destacó que una imagen de satélite muestra que hay un área de convexión a la izquierda de la bahía de Campeche, una zona de baja presión que está fortaleciéndose y que está provocando inestabilidad en el área de Centroamérica, lo que está provocando lluvia en el Pacífico, en la región norte y en la región central, del territorio nicaragüense, en tanto que el lado del Caribe está en mejores condiciones.

De acuerdo a un modelo climático en las próximas 24 horas en Nicaragua pueden caer alrededor de 25 a 30 milímetros de lluvia y se espera que se registren lluvias en horas muy tempranas de la mañana, al finalizar la tarde o en horas de la noche cuando se presentan las mejores condiciones atmosféricas para que haya estas precipitaciones.

El doctor González entre tanto agregó que en términos sísmicos la situación ha estado bastante tranquila, sin embargo se registró un temblor de 3.6 grados frente a la Boquita y otro a media noche entre Bilwi y entre Sandy Bay y de magnitud de 4.6 grados Richter.

En torno al Momotombo dijo el compañero González que se sigue reduciéndose la cantidad de microsismos, "prácticamente no hemos podido medir los microsismos, más que un pequeño sismo de 2.8 grados a las nueve de la mañana de este jueves, lo que nos dice que el volcán está activo, pero la microsismicidad pareciera que viene reduciéndose considerablemente”.