Al arribar a sus 34 años de constitución, la Policía Nacional es hoy no solo una institución que ha ganado experiencia sino que se ha venido fortaleciendo y trabajando más de cerca desde la comunidad, por la comunidad y para la comunidad producto de ese modelo de alianzas con las familias nicaragüenses y ese apoyo que ha venido recibiendo durante los últimos siete años del Gobierno del Frente Sandinista que preside el Comandante Daniel Ortega Saavedra.

La directora general de esta institución de orden público, Primer Comisionada Aminta Granera Sacasa afirmó que este modelo policial es lo que le da fortalece a la institución, porque es un modelo preventivo, proactivo y comunitario que no puede ser concebido a una Policía Nacional si no es trabajando desde la comunidad, por la comunidad y para la comunidad, pero que también ha sido fundamental el apoyo de un gobierno que tiene un modelo de reivindicación de derechos en el que el pueblo es el protagonista.

“El apoyo del Presidente Daniel Ortega, jefe supremo de la Policía Nacional, ha sido determinante para que Nicaragua tenga los niveles de seguridad que tiene y para que el mundo vuelva los ojos a este modelo que tiene la Policía Nacional de Nicaragua”, expresó.

“Porque la fortaleza de la Policía Nacional no se explica ni por el número de efectivos ni por nuestra técnica ni por los años de experiencia, […] sin embargo tenemos que recurrir a esos orígenes, a esa Policía surgida de ese pueblo, a esa mística, a esos valores, a esa vinculación con el pueblo, a esas más de 100 mil personas que de forma organizada y voluntaria trabajan con la Policía en función de su propia seguridad”, declaró.

Granera subrayó que parte de ese apoyo y fortaleza recibida de parte del Gobierno del Comandante Daniel Ortega Saavedra se ha visto reflejado también en la entrega de 2,020 vehículos (57% de los medios que tiene actualmente la institución), la construcción de 53 unidades policiales y 99 Comisarías de la Mujer y el crecimiento de las fuerzas, que ha pasado de 9600 hombres y mujeres en el 2007 a casi 14 mil efectivos.

Se tienen condiciones para continuar siendo país más seguro

Para la directora de la Policía en Nicaragua actualmente existen las condiciones optimas para que siga siendo el país más seguro de Centroamérica, porque se tiene a un pueblo organizado y protagonista de su propia historia y a un Gobierno que respalda totalmente a la institución de orden público, sensible a sus demandas de seguridad de las familias nicaragüenses y que está dispuesto y trabaja por la reivindicación de los derechos de las familias nicaragüenses.

“Entonces creo que tenemos las condiciones óptimas para continuar siendo el país más seguro de Centroamérica o mejor para continuar construyendo juntos y juntas espacios más seguros para las familias nicaragüenses”, dijo Granera Sacasa.

La Primer Comisionada manifestó que ser el país más seguro de la región no solo es un logro de la Policía Nacional, sino también un logro del país, del pueblo nicaragüense, porque en Nicaragua se tiene un sistema de seguridad que no es solo la Policía la que está trabajando, se trabaja de la mano con el Ejército de Nicaragua y con otras instituciones del Estado.

“Trabajamos de la mano con la comunidad, de la mano con los Gabinetes de Familia, Comunidad y Vida, con las distintas expresiones organizadas de la comunidad, con los líderes religiosos, con los líderes comunales, con las universidades, es decir este es un logro y un esfuerzo de Nicaragua como Estado, de Nicaragua como Gobierno, de Nicaragua como nación, como pueblo, entonces sentimos un orgullo cuando vamos a otro país a exponer este modelo que a nosotros nos ha dado resultados que son reconocidos por el mundo entero”, agregó.

Granera detalló que también se tiene una gran responsabilidad de cara a fortalecer cada día más el modelo con las alianzas, con el vínculo con la comunidad y las relaciones con otras instituciones del Estado, pero también enseñar el modelo a los demás países de la región y aprender de sus modelos.

Indicó que en este sentido ya existen algunas coordinaciones con países como Ecuador, con quien se crearán equipos y se programarán visitas entre ambas naciones.

Ejército y Policía continúan creando muro de contención del narcotráfico

La jefa policial reiteró que tanto el Ejército como la Policía son dos instituciones hermanas que nacieron juntas y que trabajan en función de brindar servicio a las familias nicaragüenses con objetivos comunes y que a lo largo de 34 años se han mantenido firme y realizando coordinaciones operativas en todos los niveles.

“Yo me siento como nicaragüense orgullosa de nuestro Ejército Nacional y te puedo asegurar que todos los Policías se sienten orgullos de nuestro Ejército como también creo que nuestro Ejército se siente con nosotros”, añadió.

Sostuvo que ambas instituciones siguen haciendo de Nicaragua un muro de contención del narcotráfico y continúan con la estrategia de desarticulación de las células del narcotráfico e impedir que se establezcan en el territorio nicaragüense.

Durante este año la Policía Nacional impidió que 14 células se establecieran en Nicaragua, incautó 4.5 toneladas de cocaína, 14 millones de dólares, 37 armas de uso restringido, 141 vehículos entre pesados y livianos, 29 pangas, 5 lanchas, dos barcos, 306 medios de comunicación y 153 bienes inmuebles que han sido puestos a la orden de la Procuraduría General de la República.

Nosotros estamos trabajando por municipio y no por municipio, trabajamos por sectores, la base de trabajo de la Policía es el sector. En el sector se articula la prevención policial, la prevención estatal, ahí nos articulamos con los ministerios que tengan expresión en ese territorio y con las expresiones organizadas de la comunidad, particularmente con los gabinetes de familia, comunidad y vida. Entonces nosotros decimos, trabajamos desde la comunidad, por la comunidad, para la comunidad, con los Gabinetes de Familia, Comunidad y Vida estamos trabajando desde la familia, desde la persona, desde la comunidad, estamos trabajando para combatir el mal desde la familia y ¿Qué implica eso? El cambio de valores, el cambio de cultura, el cambio de ver el mundo. En la violencia intrafamiliar esto implica un cambio de relaciones no una relación de poder, de maltrato entre el hombre y la mujer, sino una relación de solidaridad que implica esto en el consumo de drogas de los jóvenes? Que estamos trabajando desde la familia, desde la persona, desde la comunidad, donde estos gabinetes para la prevención del consumo de drogas. Estamos trabajando de la mano con nuestros hermanos del ministerio de gobernación, con las delegadas de gobernación en una campaña de Nicaragua libre de drogas, estamos trabajando en todos los aspectos preventivos de la Policía, trabajamos de la mano con los Gabinetes de Familia, Comunidad y Vida.

La articulación se da en el sector, el territorio más pequeño, nosotros dividimos los municipios en sectores, y en el sector hay un policía que es jefe de ese sector o jefa, ahí está también el Gabinete, ahí está la expresión de la comunidad a través del Gabinete, entonces ahí es donde nosotros articulamos ese trabajo. En ese sector se hacen las Asambleas, donde te dicen cuáles son sus problemas de seguridad, entonces dependiendo de cada sector van a ser las demandas de seguridad, entonces en el sector se elabora un plan policial que articula a la comunidad organizada, en este caso a los gabinetes en la respuesta a estas demandas de seguridad y trabajamos juntos de la mano con ellos, con las otras instituciones del Estado, con los líderes comunales, los líderes de las iglesias católicas y evangélicas para resolver los problemas de seguridad de ese sector más pequeño y así nosotros vamos sumando y no son planes que se hacen en escritorio y que bajan como una ordenanza, un solo plan nacional de la policía, son una multiplicidad de planes como cuanto sectores haya y en ese sector se involucran los gabinetes de acuerdo a la problemática propia de ese sector.

Un trabajo más efectivo en el Triángulo Minero

Granera señaló que por mandato y apoyo del Presidente de la República y jefe supremo de la Policía, la institución ha fortalecido el trabajo en el Triangulo Minero que por años ha registrado el más alto índice de homicidios del país y que en ese sentido ha puesto en marcha un plan que ha tenido muy buenos resultados.

“Los resultados han sido muy buenos, hasta el día de ayer nosotros tenemos 18 detenidos de estos circulados, 6 por asesinato, diez por homicidio, 1 por femicidio, cuatro por robos con intimidación y siete por delitos de drogas. Estos 18 detenidos en el Triangulo Minero han sido puestos a la orden de la fiscalía y están siendo acusados por la Fiscalía. Tenemos tres detenidos en Jinotega y siete en Matagalpa, […] en total hay 28 detenidos, que es el 59% de la lista de circulados que nosotros hicimos al comenzar el plan y creo nosotros que esto de por sí es un éxito”, puntualizó la directora de la Policía Nacional.

Granera Sacasa destacó que también han logrado desarticular y neutralizar algunos grupos delincuenciales en la zona del Triangulo Minero, donde se está trabajando de la mano con el Ejército de Nicaragua de la misma forma que han venido trabajando en la seguridad en el campo, en las cosechas cafetaleras y en la desarticulación de las bandas delincuenciales en las zonas más alejadas del país.

“Entonces aquí hemos ya capturado a tres integrantes de tres grupos distintos que también creo que es importante porque los comenzamos a golpear y los hemos obligado a replegarse a las profundidades del territorio”, dijo.

La Policía Nacional celebrará la noche de este lunes su acto de 34 Aniversario, el que será presidido por el Comandante Presidente Daniel Ortega Saavedra y al que asistirán jefes policiales de la región latinoamericana, Europa, el Caribe y el jefe general de la DEA.