Los países del ALBA condenaron hoy toda acción de guerra en el Medio Oriente, en especial las anunciadas por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, contra Siria.

En un comunicado emitido este lunes, para el bloque resulta un antecedente muy grave que Obama haya juzgado y declarado culpable al gobierno de Siria, sin esperar los resultados de las investigaciones que adelanta el grupo especial de las Naciones Unidas (ONU).

Asimismo, sin el pronunciamiento de la comunidad internacional y el Consejo de Seguridad de la ONU, y es más grave aún que pretendan convertir al congreso de Estados Unidos en una corte mundial que asuma el derecho de condenar a los países y declararle la guerra a Siria.

Por ello, el ALBA denunció la hipocresía de aprobar una intervención militar con la excusa de un aparente ataque a la población siria, por tanto esta invasión solo ocasionaría más muertes, heridos, desplazados y mayor destrucción.

Los países del organismo realizaron un llamado a los líderes de opinión en Estados Unidos y en el mundo, a fin de impedir que se lancen ataques ilegales contra otros países y se pretenda sustituir el diálogo y la diplomacia por la guerra.

Unido a ello, llamaron a la comunidad internacional a condenar y rechazar categóricamente esta guerra que el gobierno del Premio Nobel de la Paz desea emprender contra el pueblo sirio, la cual sin duda alguna tendrá consecuencias incalculables para la humanidad.

También pidieron a todos los pueblos del mundo y a aquellos que rechazan las guerras a que se movilicen, se pronuncien y desarrollen los mayores esfuerzos para impedir esta catástrofe mundial.