Al menos 10 muertos y 20 heridos ha dejado la explosión de un carro bomba este jueves cerca de un bastión del Movimiento de Resistencia Islámica del Líbano, Hezbolá, en Beirut (capital), informó la cadena de noticias árabe Al-Arabiya.

Según los medios de comunicación al menos cinco edificios sufrieron daños y numerosos vehículos resultaron destruidos. Algunos testigos dicen que la explosión estremeció la zona y un espeso humo negro cubrió el sector.

La explosión ocurre luego de que este miércoles Hezbolá asumiera la responsabilidad de su grupo en las explosiones que hirieron a cuatro soldados israelíes que se infiltraron en el país la semana pasada.

Por su parte, la televisora Al Mayadeen dijo que algunas personas se encuentran atrapadas dentro de los edificios aledaños al lugar de la explosión, el complejo de al-Shuhadaa (Mártires) Sayyed, donde el líder de Hezbolá, Sayyed Hassan Nasrallah, a menudo se dirige a sus seguidores.

La televisión mostró imágenes de un enorme incendio y de varios autos e inmuebles presas de las llamas.