Personal del Ministerio de Salud, junto con miembros de la Promotoría Solidaria y de los Gabinetes de la Familia se dieron a la tarea de fumigar un total de 16 barrios del distrito VI de Managua, ubicados a los largo de la carretera norte para barrer con los zancudos, esto para evitar la propagación de epidemias como el dengue, destacó la compañera Ninoska Cruz del centro de salud Roger Osorio.

La compañera Cruz expresó “hemos venido realizando diferentes estrategias relacionadas a la eliminación del zancudo, de acuerdo a la orientación de nuestro presidente Daniel Ortega por lo que hemos venido trabajando en conjunto las distintas instituciones de gobierno y las organizaciones como la Promotoria Solidaria y compañeros de la Juventud Sandinista".

Recordó que el sábado recién pasado desarrollaron una capacitación masiva a 265 compañeros de los gabinetes, secretarios políticos y a miembros de la Promotoría Solidaria y de la Juventud Sandinista para desarrollar la tarea del barrido de los mosquitos transmisores del dengue en sus distintas etapas.

“Fueron capacitados para el trabajo que inició desde el domingo para ver cómo entrar a las casas y apoyar a la gente en la eliminación de los criaderos de zancudos, como cepillar las pilas para recolectar agua, además que se les está entregando un folleto a las personas para darles a conocer cómo trabajar en la eliminación de los criaderos” del zancudo aedes aegypti.

Parte de la jornada de barrido del dengue

Ismael Vásquez, jefe de cuadrilla de fumigadores manifestó que “la fumigación es parte de la jornada del plan barrido con la fumigación general de los barrios del distrito contra el mosquito del dengue, que es el que está afectando en estos meses de invierno”.

Destacó el compañero Vásquez que en invierno aumenta la cantidad de zancudos y eso aumenta la peligrosidad de epidemias del dengue, por eso esta campaña se está haciendo en toda Managua para dar solución a ese problema.

Respecto de la campaña de fumigación, Ester Carolina Lara, habitante de Waspán Norte, expresó que esa labor está muy bien para evitar que haya más enfermos de dengue y que hayan muertes.

Por su lado, Karla Torres afirmó que “es bueno que se esté fumigando porque hay un enorme zancudero en todos los barrios y no solo no deja dormir, sino que pueden además enfermarnos de dengue y matar, por lo cual llamó a resto de habitantes del barrio a dejar que entren los trabajadores del MINSA a fumigar para que se elimine el mosquito transmisor del dengue.