En el mensaje emitido al pueblo nicaragüense, con motivo del 42 aniversario de constitución de la Policía Nacional, el Presidente de Nicaragua Comandante Daniel Ortega expresó la solidaridad con los pueblos y países hermanos como Cuba, el que está librando la batalla con un bloqueo feroz.

Cuando los Estados Unidos deberían, por razones humanitarias, deberían de suspender las sanciones en contra de Cuba, sanciones que son agresiones, lo que hacen, es, volvieron, este Gobierno volvió a imponer las sanciones que había impuesto el Gobierno anterior, el de Trump. También este Gobierno acaba de aplicar de nuevo, darle continuidad a las sanciones, a las agresiones contra el pueblo de Cuba”, dijo el mandatario.

“Eso es realmente terrible, aberrante, condenable. Ahí se está cometiendo un crimen de lesa humanidad, porque se están violando los derechos humanos de todo un pueblo, que es el pueblo de Cuba”, agregó.

A la vez mencionó, “somos solidarios con el pueblo cubano, seguiremos siendo solidarios con el pueblo de Cuba, aportando nuestro granito de arena en esta lucha que ellos están librando y seguros de que, Cuba a pesar de las agresiones del Imperio saldrá adelante, saldrá adelante, porque es un pueblo con mucha fe, con mucha fe”.

“Y no se diga de las agresiones brutales en contra del hermano pueblo venezolano, el pueblo de Bolívar, el pueblo de Chávez, el pueblo de nuestro hermano Nicolás Maduro, un pueblo que tiene riqueza, tienen mucha riqueza, pero les han han lanzado una guerra económica, un bloqueo brutal, buscando como el pueblo venezolano se rinda. Pero ese es un pueblo como el pueblo de Cuba, como el pueblo boliviano, como los pueblos del Caribe que son pequeñas naciones, como el pueblo nicaragüense, Cuba, Venezuela, Bolivia, los pueblos del Caribe. Somos pueblos que ni nos vendemos ni nos rendimos, porque tenemos dignidad y tenemos fortaleza y tenemos la fe y la fuerza que nos da Cristo crucificado”, aseveró.

“A nosotros Cristo crucificado lo que nos da es fortaleza y no nos dice esa imagen de Cristo crucificado no no no. Nos da más bien fortaleza y cuando hay fortaleza ¿Quién dijo miedo? ¿Quién dijo miedo? Cuando hay fortaleza y fe, porque sabemos que a Cristo lo calumniaron, lo torturaron, lo azotaron, lo hicieron cargar aquella cruz hasta el Gólgota y luego lo crucificaron y creían que ahí se acababa Cristo, pero así como Cristo resucitó, así resucitan los pueblos, y así resucita el pueblo venezolano luchando, el pueblo cubano, los pueblos del Caribe el pueblo boliviano, el pueblo nicaragüense con la fuerza redentora de Cristo. No hay imperio que pueda vencer esa fuerza. ”, puntualizó el Presidente de Nicaragua.

El pueblo nicaragüense ha sido luchador

Asimismo, refirió que son más de 200 años caminando, luchando, porque aun antes de la independencia, estamos por cumplir los 200 años de la proclamación de la independencia de Centroamérica, de Nicaragua, a pesar de el país dominado, colonizado, esclavizado, ahí estaba el pueblo luchando, estaban los indígenas luchando.

El Comandante Daniel señaló que la batalla se inició desde el mismo momento que llegaron los conquistadores y empezaron a disputarse Nicaragua, para hacerse dueños de Nicaragua, quienes se enfrentaron en ese momento con mayor fuerza, el Imperio español y el Imperio británico, que eran dos grandes imperios.

“Y luego vendría, con el paso del tiempo, el Imperio del norte, el Imperio Yanqui, hijo de los imperios europeos, que se habían trasladado a toda esta región a ocupar por la fuerza, a sangre y fuego, todos estos territorios que nos les pertenecían, toda nuestra América, todo el Caribe, no le pertenecía a ellos. Y el colmo es que dicen ellos, que como descubrieron estas tierras, porque no eran tierras conocidas en esas épocas. Nadie sabía en esas zonas de Europa que se sentía con todo el poder de lanzarse en aventura para someter a los pueblos y que los llevaba a enfrentarse a ellos mismos también”, refirió.

“No tenían ideas de que existían estas tierras y les importó poco que estas tierras tuvieran dueños, porque estas tierras tenían sus dueños, en cada territorio de nuestra América desde Alaska hasta el Cabo de Hornos y en toda la zona del Caribe, ahí estaban los pueblos originarios, nuestros antepasados”, dijo el Presidente Daniel Ortega.

Y prosiguió: “Es cierto. Asesinaron, esclavizaron, pero no lograron exterminar. Nuestros antepasados hicieron resistencia y siguió corriendo la sangre de nuestros antepasados en nuestras venas y eso llevó a rebeliones y finalmente, la independencia. Pero luego vinieron nuevas ocupaciones, intentos de dominar, de intervenir a nuestros países. Eran región entera, América Latina entera, al Caribe, son juzgados por las potencias, pero los pueblos aunque se enfrentaban a grandes potencias, ahí seguían luchando, luchando, luchando, luchando, avanzando. Porque los pueblos tienen la fortaleza que tiene un campesino, una familia campesina, cuando va a la siembra, cuando con el anuncio de la entrada de las lluvias empieza a preparar la tierra y cuando empieza a colocar la semilla”.

Han logrado vencer

“Es un trabajo que demanda de mucho estoicismo y de mucho valor y de mucha confianza de que esa semillita que se está ahí sembrando va a dar los frutos y enfrentándose a las plagas, enfrentándose a las inundaciones, o enfrentándose a las sequías, así ha caminado, así han caminado nuestros pueblos y a pesar de todos esos males, nuestros pueblos ha logrado vencer y avanzar, avanzar y avanzar”, añadió.

Al finalizar el mensaje, el Presidente de Nicaragua expresó: “Queridos hermanos, queridas familias nicaragüenses, aquí está la Policía, en su 42 aniversario y pidamos a Dios, pidámosle a Cristo para que nos dé más fortaleza, para seguir actuando, seguir luchando, con esa firmeza, con ese coraje, con ese valor, con esa dignidad, que tienen la Policía y nuestro Ejército”.

“Que no es más que el valor y la dignidad del pueblo nicaragüense. ¡Que viva la Policía Nacional en su 42 aniversario! ¡Que vivan las familias de los compañeros y compañeras de la Policía Nacional! ¡Que vivan los héroes y mártires de la Policía Nacional! ¡Honor y gloria para ellos”!, afirmó.

“Héroes los que cayeron en combate, héroes los que fueron asesinados, héroes los que fueron torturados y quemados, héroes también los hermanos que en el cumplimiento de su deber fallecieron por diferentes padecimiento de salud o por accidente. Cuántos hermanos de la Policía han muerto por accidentes en cumplimento de su deber”, señaló.

“Honor y gloria para todos ellos y para su familia, nuestro amor y nuestro cariño. ¡Sandino vive, la lucha sigue! ¡Patria libre o morir! y que viva Nicaragua bendita y siempre libre. Gracias hermanos nicaragüenses!, finalizó.