Miles de capitalinos devotos de Santo Domingo de Guzmán, salieron a las calles desde tempranas horas de este domingo, para revivir la tradicional Roza del Camino. Inmediatamente después, miembros del comité organizador entregaron la Tajona a Daysi Torres, Alcaldesa de Managua, como Mayordoma de las festividades patronales.

Al ritmo de la música de chicheros, acompañados de gigantonas, chinegros, vacas culonas y luciendo coloridas vestimentas, promesantes y fieles tradicionalistas, bailaron durante el recorrido comprendido entre el Gancho de Camino en el Mercado Oriental, hasta la comunidad La Cruz del Paraíso, lugar donde la mayordoma junto a las autoridades de la comuna capitalina cargaron al Santo Patrono.

Inician las fiestas patronales con mucha alegría y seguridad

El tradicionalista José María Barahona, el ‘Chema Pelón’, popular por ser el creador del Palo Lucio, aseguró que con la Roza del Camino y la entrega de la mayordomía a la alcaldesa de Managua, se marca el inicio de unas fiestas patronales muy alegres.

Asimismo, dijo que las festividades deben continuar celebrándose de la misma manera que iniciaron, sin ningún incidente que represente peligro para los feligreses. “Así como empezaron, las fiestas se deben celebrar sin que hayan problemas, pleitos y esas cosas, ellos (los jóvenes) han mirado que se pueden conservar (las tradiciones) sin pleito y sin nada de esas cosas”, manifestó.

Llaman a preservar la devoción

De igual manera, el Padre Héctor Treminio, párroco de la Iglesia Santo Domingo, sostuvo que las festividades inician con buen píe. “El mensaje siempre va a ser: devoción a Santo Domingo y que lo podamos expresar durante estos diez días (del 1 al 10 de agosto), que tenemos en Managua”, dijo.

José Alarcón Cortez, Presidente del Comité Tradicionalista de Cargadores de Santo Domingo, y mejor conocido como‘Chepe Largo’, compartió el llamamiento a no embriagarse durante las fiestas. “En vez de una botella en la mano, anden un rosario en la mano. Se los pido en nombre de Santo Domingo de Guzmán, el patrón de los managuas”, pronunció.

La promesante Ana María Silva, sostuvo que los devotos deben estar orden, calma y fervor “que es lo que trae Santo Domingo de Guzman”.
Por su parte la Mayordoma, expresó que para ella es un honor disfrutar de la fiesta religiosa, “una fiesta popular, una fiesta llena de fe, una fiesta llena de esperanza, de amor, de religiosidad y cultura”.

En ese sentido, hizo un llamado a los que participan de la festividad, de hacerlo con mucho respeto, con devoción y fortaleza, para demostrar que los capitalinos, acuden para pagar sus promesas y pedir al Santo, mientras se disfruta junto al resto de familias de Managua y de otros lugares que la visitan, en orden de ser partícipes de ese momento de peregrinación, felicidad y cultura.

Al mismo tiempo, agradeció a ‘minguito’ porque a través del gobierno sandinista, se están restituyendo los derechos al pueblo de Nicaragua, además de pedir paz, armonía, amor, fraternidad y unidad para las familias.