Cada fin de semana, a partir de las ocho de la mañana, 81 jóvenes y adultos que no hace mucho fueron parte de la secundaria a distancia en el campo, llegan hasta la comunidad La Bolsa, en Masaya, para estudiar la carrera de técnico superior en tecnología de riego, que tiene una duración de tres años.

La Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) ha llevado hasta el campo este técnico con el objetivo de transmitir conocimientos a aquellos que desean superarse en la vida.

La de técnico superior en tecnología de riego es una carrera fundamental para Nicaragua, siendo este un país agrícola, que se ve afectado por el cambio climático.

Los alumnos al terminar el curso serán capaces de contribuir al incremento de la producción, la productividad, la eficiencia y el rendimiento a través de la aplicación de tecnologías de riego en los procesos agrícolas.

Para lograr todos estos conocimientos no solo disponen de las aulas de clases, sino también de 48 manzanas de tierra en la finca agrícola de la UNI donde aplican técnicas de riego con la que cultivan verduras como el pipián, frutas como el mango y el aguacate y siembran tubérculos como la yuca.

El rector de la Universidad Nacional de Ingeniería, Néstor Gallo, explicó que estos jóvenes tras culminar sus estudios técnicos podrán optar, si así lo desean, a los estudios universitarios.

“Estamos atendiendo a estudiantes que antes no tenían la oportunidad de estudiar en nuestras universidades porque tenían que viajar hasta los recintos que tenemos en Managua, Estelí y Juigalpa, de tal manera que tenemos dos carreras técnicas que se dan en Estelí, Chontales y Masaya”.

El curso de técnico superior en tecnologías de la agroindustria se desarrolla en Estelí y Chontales, atendiendo a estudiantes que llegan de varias zonas del país como El Ayote, Santo Domingo, La Libertad, San Pedro, Santo Tomás, Juigalpa, El Rama y en el caso de Estelí llegan estudiantes de Condega y Palacagüina.

José Méndez, jefe del departamento de la carrera de Ingeniería Agrícola, señaló que con el apoyo del INTA, en la finca, se desarrollan investigaciones para mejorar el cultivo de alimentos como el plátano y la yuca, técnicas que también están aprendiendo los jóvenes.

“Por el momento estamos atendiendo a bachilleres de Masaya, Granada y Tisma. En la finca utilizamos pozos para abastecer el técnico en riego. Se han instalado diferentes sistemas de riego y la finca cuenta con otros implementos agrícolas como tractores que sirven para preparar los suelos donde se establecen los cultivos”.

Modernizarán la agricultura en Nicaragua

Los estudiantes en su mayoría tienen experiencia trabajando en el campo. Otros, animados por los deseos de superarse y tener su propio emprendimiento, han decidido estudiar esta carrera.

Este es el caso de la señora María Fabiola González, quien estudia el curso de técnico superior en tecnología de riego junto a sus dos hijas adolescentes.

“Este técnico ha sido una gran bendición para poder superarnos. Me vine a estudiar con mis dos hijas y juntas hicimos el examen, lo pasamos y esperamos en un futuro echar andar un proyecto de siembra en mi zona”, dijo María Fabiola, quien asegura que nunca antes había tenido conocimientos de agricultura.

Evelyn Anielka Chávez, habitante de Tisma, comentó: “Me di cuenta, porque llegaron al instituto donde estaba terminando mi quinto año de secundaria y me entusiasmó y hasta la fecha veo que tengo nuevos conocimientos y ahora soy consciente que somos una pieza clave para levantar la economía del país a través de la agricultura y con la instalación de los sistemas de riego”.

Los bachilleres de Masaya, Granada, Rivas y Carazo que quieran estudiar esta carrera aún están a tiempo de inscribirse, ya que abrirán en los próximos días las matrículas para la segunda cohorte.

Durante los tres años cursarán 33 asignaturas y deberán hacer un semestre de prácticas profesionales.

uni-camp

uni-camp

uni-camp

uni-camp

uni-camp

uni-camp

uni-camp

uni-camp