Nicaragua liderará nuevamente el crecimiento económico en Centroamérica con un 5% de su Producto Interno Bruto, aseguró este miércoles la Comisión Económica para América Latina (CEPAL), un ente de Naciones Unidas.

De acuerdo a la CEPAL será Nicaragua el país que llegue a obtener mayor crecimiento del PIB en 5% en el 2013, mientras que El Salvador se quedará en 2%; Costa Rica, Guatemala y Honduras en 3%, mientras que Panamá bajará del 10,7% logrado en el 2012 al 7,5% en el 2013 y pese a la ampliación del canal.

Los países de América Latina y el Caribe crecerán en su conjunto un 3,0% en el 2013, tasa similar a la registrada el año pasado, indicó este miércoles el organismo.

En su "Estudio Económico de América Latina y el Caribe 2013" la Cepal señala que la caída en el crecimiento con respecto a la última estimación (3,5% en abril pasado) se debe en parte a la baja expansión de Brasil y de México. Asimismo, varios países que venían creciendo a tasas elevadas, como Chile, Panamá y Perú, muestran una desaceleración de su actividad económica en los últimos meses.

De acuerdo con las estimaciones de la Cepal, Paraguay lideraría el crecimiento en 2013, con un alza en la tasa del PIB de 12,5%, seguido por Panamá (7,5%), Perú (5,9%), Bolivia (5,5%), Nicaragua (5,0%) y Chile (4,6%). Argentina crecería 3,5%, Brasil 2,5% y México 2,8%.

El istmo centroamericano anotaría una expansión de 4,0%, mientras que América del Sur crecería 3,1%. El Caribe, en tanto, mantendría la tendencia al lento aumento en su crecimiento mostrada en años anteriores y llegaría a 2,0%.

Como consecuencia del moderado crecimiento económico en la región, no se espera un aumento significativo de la demanda de mano de obra durante 2013.

El desempleo cayó modestamente en América Latina, de 6,9% a 6,7% durante el primer trimestre de 2013, mientras que la inflación regional acumulada en doce meses a mayo de 2013 se situó en 6,0%, comparada con 5,5% a diciembre de 2012, y con 5,8% en doce meses a mayo de 2012.

Remesas salvadoras

Durante los primeros meses de 2013, se observó una gran heterogeneidad entre los países en cuanto a la evolución de los ingresos por concepto de remesas de trabajadores emigrados. Según la CEPAL, se constatan aumentos significativos de los flujos de remesas a Guatemala (6,9%), Honduras (6,4%) y Nicaragua (5,8%).

Estos incrementos se explican por una relativa mejora de las perspectivas de la actividad económica y del mercado laboral de los Estados Unidos, principal receptor de los migrantes de Guatemala y Honduras; en el caso de Nicaragua, el crecimiento económico de Costa Rica se suma al de los Estados Unidos como causa del aumento de las remesas recibidas, puesto que ambos son un destino importante de los migrantes de este país.

La inflación afectó a varios países de la región, entre ellos Nicaragua, en donde el costo de los alimentos de primera necesidad incrementó considerablemente.

La inflación subió en Brasil, Chile, Colombia, Perú, Uruguay y Venezuela (República Bolivariana de), en América del Sur; Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá, en Centroamérica, y México.

En términos acumulados, los mayores diferenciales se observan en la República Bolivariana de Venezuela y, en menor medida, en Guatemala, Nicaragua y Costa Rica, países en que se registró la mayor inflación de alimentos en el período analizado.

En promedio, los incrementos de precios que enfrentaron los estratos más pobres superaron a aquellos que enfrentaron los estratos más ricos en casi un punto y medio. En Centroamérica, el promedio de la inflación diferencial superó los dos puntos porcentuales, destacándose los casos de Costa Rica, Nicaragua y Panamá, países en que llegó a alrededor de 3,5 puntos porcentuales, en los dos últimos casos en 2008.

Durante el primer semestre de 2013, el crédito interno de algunas economías de la región como el Brasil y Chile, y en menor medida Colombia y el Perú, ha exhibido una notoria desaceleración respecto de 2012.

En contraste, en Nicaragua y Panamá se registró una aceleración del crecimiento del crédito interno en los primeros meses de 2013. En lo que se refiere al crédito destinado al consumo, en el primer trimestre de 2013 el promedio regional no muestra una desaceleración del crecimiento sino que mantiene niveles similares a los del segundo semestre de 2012.

A este comportamiento regional contribuye significativamente la dinámica observada en los países centroamericanos, donde el crecimiento del crédito al consumo se ha acelerado, llegando a tasas superiores al 20% en algunos países (Costa Rica, Guatemala, Honduras y Nicaragua).

El Presidente del COSEP, José Adán Aguerri dijo hoy que será Centroamérica la que apuntale el crecimiento del resto de América Latina de acuerdo a CEPAL. Resaltó que de las 20 economías latinoamericanas Nicaragua ocupa el quinto lugar de perspectivas de crecimiento.

El líder empresarial anotó que esto ayuda a la imagen de Nicaragua en el exterior y son buenas noticias. La semana pasada FUNIDES pronosticó el crecimiento nacional en un 4%.

Recientemente, el Director del Banco Mundial para Centroamérica, América Latina y el Caribe, Carlos Felipe Jaramillo, reiteró que Nicaragua es un país ejemplar que ha tenido un muy buen crecimiento económico en los últimos años.