Desde la Casa Amarilla, Antonio José de Sucre, Sede histórica de la cancillería de la hermana República Bolivariana de Venezuela, el Vicepresidente de Nicaragua, General (R) Moisés Omar Halleslevens participó en el acto conmemorativo del 34 aniversario de la Revolución Popular Sandinista.

Este histórico acto ha contado con la asistencia del Ministro de Relaciones Exteriores, Elías Jaua y los delegados de las naciones miembros de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), y otros estados de Centro y Suramérica. Madures

Con mucho entusiasmo los asistentes cantaron los himnos de la hermana República Bolivariana de Venezuela y de la República de Nicaragua, el himno del Frente Sandinista de Liberación Nacional, la canción ‘Nicaragua, Nicaragüita’ del cantautor Carlos Mejía Godoy y se hizo un especial recordatorio a Carlos Fonseca Amador, fundador del FSLN.

Elías Jaua, Ministro de Relaciones Exteriores, rememoró el libro ‘Un grano de maíz’ escrito por el Comandante Tomás Borge Martínez (q.e.p.d.), y donde explicó que el Comandante Fidel Castro no se equivoca al destacar que “hay que reivindicar la perseverancia y la constancia.

“La hidalguía, la valentía, la conciencia y la perseverancia de hombres como el Comandante Daniel Ortega, demostraron que pese a las dificultades, siempre habrá camino para la victoria del socialismo, para la victoria de los pueblos”, manifestó.

Jagua expresó que hoy Venezuela, la revolución bolivariana, vive como vivió la Revolución Sandinista, cuando en su momento el revés electoral; y recordó la gran tragedia, la pérdida de nuestro líder fundador, de nuestra inspiración, el Comandante Hugo Chávez.

“Tenemos que celebrar el privilegio que gracias a la madurez del pueblo bolivariano, del pueblo venezolano, hoy un chavista, un obrero, está al frente de Venezuela, Nicolás Maduro”, refirió.

Asimismo, indicó que “quiso la historia y el tiempo histórico que se volvieran a encontrar las tres grandes revoluciones socialistas y populares de la América Latina del siglo XX: La Revolución Cubana, con su líder histórico Fidel Castro, la Revolución Sandinista, con su líder histórico Daniel Ortega y la Revolución Bolivariana con su líder histórico de este tiempo, el Comandante Hugo Chávez; los vimos victoriosos a los tres, ejemplos de constancia, lucha y de perseverancia.

El Vicepresidente de Nicaragua, General (R) Moisés Omar Halleslevens, agradeció al Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela por extender la invitación y celebrar el 34 aniversario de la Revolución Popular Sandinista. Además, durante su alocución, reconoció el importante legado del Comandante Eterno, Comandante Hugo Chávez Frías.

“Quiero hacer este día una arista de ese montón que encierra Hugo Chávez, el Comandante Hugo Chávez, quien es entre mil cosas, el dirigente político que viene a darle lucidez, brillo y robustez a las ideas revolucionarias, a esas ideas que para muchos habían tenido muchos tropiezos, y que para muchos estaban en decadencia, para muchos estaban debilitadas”, expresó.

Asimismo reiteró que el Comandante Hugo Chávez, “el querido hermano, es el que le da brillo a esas ideas, las retoma y viene a hacer un replanteamiento actual con posibilidades reales en la búsqueda de eso que todos los pueblos en América Latina aspiramos, nuestra libertad definitiva, nuestra independencia definitiva, nuestra ruta de desarrollo, de bienestar, de mejorar los niveles de vida de fortalecernos como sociedades”.

Halleslevens refirió que desde el 2007, cuando el Presidente Comandante Daniel Ortega asumió el Gobierno Sandinista, “se ha dado el advenimiento de la restitución de la esperanza, de eso que se había venido perdiendo todos estos años, la restitución en el más amplio sentido de la palabra; la restitución de los derechos de los niños, de los adolescentes, de los jóvenes, hombres y mujeres, de los estudiantes, la restitución de las mujeres” sostuvo el Vicepresidente de Nicaragua.