Ayer Domingo, 21 de febrero, la Delegación Permanente de Nicaragua ante la UNESCO participó en el Día Internacional de la Lengua Materna, presentando la obra Rubén Darío en Miskitu.

La celebración del Día Internacional de la Lengua Materna tiene como objetivo promover las lenguas y el multilingüismo y fomentar la inclusión en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Este año, el tema principal del evento fue impulsar Políticas de Inclusión para promover la recuperación de la Educación tras los efectos de la pandemia del Covid-19 y promover el Decenio Internacional de las Lenguas Indígenas de las Naciones Unidas (2022-2032).

En esta ocasión especial, la Delegación Permanente de Nicaragua ante la UNESCO presentó el libro Rubén Darío en Miskitu, una recopilación de poemas del gran poeta nicaragüense Rubén Darío traducido a la lengua Miskita por el poeta de la Costa Atlántica nicaragüense Avelino Cox Molina. El objetivo de presentar esta selección de poemas fue honorar y celebrar al príncipe de las letras Castellanas y hacer descubrir la Lengua y Cultura Miskita de la Costa Caribe nicaragüense.

En ejercicio de la Presidencia del Grupo de Países de América Latina y El Caribe (GRULAC) en la UNESCO, la Delegación Permanente de Nicaragua ante la UNESCO también fue invitada a dar un discurso en representación de la Región Latinoamérica. La Compañera Sylvia Miranda Paniagua, Delegada Permanente adjunta ante la UNESCO, presentó los saludos del GRULAC en el Día Internacional de la Lengua Materna, enfatizando que “cada lengua es un monumento a una o a varias culturas, y debemos continuar promoviendo la diversidad lingüística para preservar las múltiples maneras de ver y vivir nuestro mundo, de encontrar soluciones a nuestros desafíos mundiales y multidimensionales, de transmitir memoria y conocimientos fundamentales”.