El Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres, Sinapred, envió un nuevo cargamento de techo a familias que habitan en los municipios de Rosita y Prinzapolka, una de las zonas más afectadas por el paso del huracán Eta e Iota.

“Vamos a darle la partida a una nueva caravana que la Presidencia de la República está enviando para el sector del triángulo minero. Estamos hablando de veinticinco rastras que llevan planes techo y que están dirigidos a los municipios de Rosita y Prinzapolka, que han sido más golpeados por el paso del huracán Eta y Iota”, explicó el ministro asesor del Sinapred, Guillermo González.

“En esta zona quedan secuelas también de la lluvia tras las enormes inundaciones y muchos daños en las viviendas”, agregó González.

“Nuestro Presidente Daniel y la compañera Rosario están priorizando que las familias puedan rápidamente cubrir sus casas para protegerlos, pensando en los niños, las mujeres y ancianos para cuidar también que no tengan afectaciones en su salud”, agregó.

El Sinapred está empezando a preparar otros envíos que se movilizarán en las próximas horas y días.

Recordó que la situación que viven las familias del Caribe nicaragüense no solo es por el paso de los huracanes sino también por todas las secuelas posteriores, por esa razón, hay familias que aún están bajo resguardo en sitios seguros, familias a quienes el gobierno sandinista está brindando atención y acompañamiento para cuidar su salud física, emocional y su alimentación.

“En Bilwi me han comentado que se siente un clima próximo a la normalidad, pero sabemos que esto es poco a poco. Los trabajos se están haciendo para que la recuperación sea lo más rápido posible”, aseguró el ministro asesor de la Presidencia.