La VIII Cumbre de Petrocaribe que reunió a los presidentes, primeros ministros y cancilleres de los 18 países miembros de ese bloque en Managua, dejó como resultado una serie de acuerdos que se encaminan a la conformación de la Zona Económica de Petrocaribe, que inaugurará una nueva forma de cooperación entre países del sur.

“Este es un proyecto de corte geopolítico, innovador, un proyecto que en sus componentes y en su mecánica de desarrollo, permite que países (como Nicaragua) con capacidades de exportación en materia agropecuaria y agroindustrial, exporten a Venezuela con la calificación y calidad que los venezolanos demandan”, expuso Francisco López, representante de Albanisa, durante una entrevista en el Programa En Vivo, que se transmite por Canal 4.

Durante su comparecencia, López aseguró que según los reportes de la estatal PDVSA, donde se observa el desarrollo de Petrocaribe, Nicaragua alcanza un 83% de participación en materia de compensación regional. Además ratificó que el soporte financiero de algunos programas sociales en Nicaragua, descansan en el mecanismo financiero de Petrocaribe.

En ese sentido, el representante de Albanisa, sostuvo que los recientes acuerdos permitirán el despegue económico de la región, con un enfoque social y humanista, característico de la cooperación venezolana.

Para Nicaragua, con la Cumbre se ratificaron los acuerdos sobre cooperación energética, programas sociales y productivos; en especial, se ratificó la construcción de la refinería en Nicaragua; la inyección financiera para impulsar la agricultura, mejorar la producción de arroz y café; y el desarrollo de mataderos industriales y plantas procesadoras de leche y maíz, explicó López.

Pero además los presidentes firmaron un acuerdo que determina el camino para la constitución de una Zona Económica de Petrocaribe, por medio de la ejecución de 5 programas en áreas sensibles para la región.

A juicio de López, con el inicio de la construcción de la Zona Económica de Petrocaribe, se genera un esquema vinculante que involucra a todos los países miembros del bloque en cada uno de los programas acordados.

López explicó que uno de los primeros programas acordados es en el tema de transporte y telecomunicaciones, lo que permitirá potenciar la conectividad aérea, marítima y hacer inversiones en instrumentos que faciliten las comunicaciones incluyendo las satelitales.

Un segundo programa tiene que ver con el encadenamiento productivo, este representa la promoción de sectores agroalimentarios, agricultura, pesca y comercio. Aquí se presente buscar las capacidades productivas ociosas y reactivarlas para tener mayor capacidad en la parte productiva alimentaria. Este programa lo coordina Venezuela con el acompañamiento de Nicaragua, Surinam y Jamaica.

El tercer programa se refiere a turismo y su objetivo es potenciar la inversión conjunta y la movilización en el sector turismo. En ese sentido los mandatarios reiteraron que debe haber un mayor acercamiento entre los miembros de Petrocaribe en ese tema, de manera que se habiliten inversiones conjuntas entre los países para viabilizar su pronta ejecución.

En cuarto lugar, los mandatarios acordaron impulsar un programa de comercio de integración, dirigido a emprender una nueva dimensión para el relanzamiento comercial entre los pueblos, potenciando su desarrollo por medio de la utilización de mecanismos como el Sucre. Este programa lo coordina Nicaragua.

Finalmente en Petrocaribe se acordó un programa social y cultural, por medio del cual se pretende convertir la cultura de los pueblos en un elemento articulador para la autodeterminación de los pueblos, explicó López.

Mandatarios destacaron el avance de Nicaragua gracias a Petrocaribe

Francisco López valoró como positivo que todos los presidentes y primeros ministros destacaron el avance de Nicaragua en el cumplimiento de las metas en el marco de Petrocaribe.

“Durante 8 años en Nicaragua se han impulsado una cantidad de programas que tienen al país en un estatus de desarrollo económico de mayor puntaje en la región centroamericana”, afirmó.

Según López, ese reconocimiento desemboca en compromisos firmes entre Venezuela y Nicaragua como el desarrollo de la refinería, que ahora está en una etapa constructiva de facilidades terrestres y marinas.

“Esta es una refinería de Nicaragua, dentro de una empresa mixta donde el 49% de las acciones pertenece al estado de Nicaragua a través de su socio Petronic”, recordó López, agregando que entre otros proyectos también se confirmó la continuidad del estudio final del Puerto de Bilwi y el inicio de otros estudios que tienen que ver con la ruta final de un oleoducto.