La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, compañera Rosario Murillo, destacó los alcances de la VIII Cumbre de Petrocaribe, realizada ese fin de semana en Nicaragua, en donde los pueblos y gobiernos del bloque regional estuvieron unidos y afianzando el Bien Común.

“Ahí estuvimos presentes todas y todos las nicaragüenses, siendo partícipes de estas rutas que estamos afianzando, de estos avances que estamos viviendo, protagonizando, cuando nos vemos en energía de unidad tantos pueblos y gobiernos, en energía de unidad para el bien común. Imagínense: salud, educación, proyectos, y no solo proyectos (sino) realidades, acciones para luchar contra el hambre, para fortalecer todo lo que para nosotros representa la soberanía, la seguridad alimentaria, compartiendo ideas, experiencias, aprendiendo unos de otros; transporte, turismo, carreteras, caminos, todo lo que podemos hacer juntos, en primer lugar, para asegurar bienestar, derechos, alegría, tranquilidad, felicidad a nuestros pueblos. La mayor suma de felicidad posible, como decía tantas veces el comandante presidente Chávez, esa filosofía y esa práctica de unidad, solidaria y complementaria que vimos avanzar el día sábado”, manifestó Rosario en comunicación con el pueblo a través de los Medios del Poder de las Familias y Comunidades.

En este sentido, Rosario señaló que esta fue una cumbre modelo de avances y evoluciones, donde se reconoció a Nicaragua sus esfuerzos, sus luchas y victorias.

“Fue una cumbre modelo y una cumbre de avances y una cumbre de evolución, de aprendizajes en evolución, como corresponde a estos nuevos tiempos que todos estamos viviendo. Inolvidable experiencia. Qué bonito ver el reconocimiento para Nicaragua, para los esfuerzos, las luchas, las victorias del pueblo nicaragüense y por supuesto para el calor humano que hay en cada uno de nosotros y el aprecio para nuestros visitantes, para nuestros hermanos que estaban aquí trabajando juntos, que estamos trabajando juntos para afirmar presente y avanzar con más fuerza, fuerza de unidad, energía de unidad, de determinación, de convicción al porvenir”, indicó.

Agradece carta de Fidel

Rosario agradeció las palabras de elogio que durante la cumbre expresaron los diferentes países hermanos para el pueblo de Nicaragua.

“Nos sentimos tan reconocidos por esas elogiosas palabras de los Jefes de Estado y de Gobierno de tantos países hermanos, elogiosas palabras, conceptos para la valentía, para el valor, para la fuerza del pueblo nicaragüense”, dijo Rosario.

También destacó la carta que le envió a ella y al Comandante Daniel, el líder de la Revolución Cuba, Comandante Fidel Castro.

"(Nos sentimos reconocidos) por esa hermosísima carta de nuestro comandante Fidel, primer territorio libre de América, Cuba Revolucionaria, Cuba Socialista, Cuba de Martí, de Fidel, de Raúl, hablando de Nicaragua desde ese aprecio y ese reconocimiento que siempre ha tenido para el valor, el coraje, el espíritu formidable del pueblo nicaragüense”, afirmó.

Ratificación de la hermandad entre los pueblos

Rosario dijo que durante la Cumbre, el mandatario venezolano, Nicolás Maduro, ratificó una vez más la hermandad de Venezuela, así como la hermandad entre nuestras revoluciones.

“Nuestro hermano Nicolás aquí una vez más ratificando precisamente la hermandad de Venezuela Bolivariana, Venezuela del comandante-presidente Hugo Chávez Frías, presente siempre, hermandad entre nosotros, hermandad entre nuestros pueblos, hermandad entre nuestros partidos y movimientos sociales, hermandad entre nuestras revoluciones”, afirmó.

Vamos cumpliendo

También reiteró que estos son nuevos tiempos, donde hay muchas razones para celebrar, y qué mejor manera de celebrar los 34 años de la Revolución Sandinista que arropados en la hermandad y la unidad nuestroamericana que avanza, crece, se consolida, se fortalece, y que sigue creciendo cada día.

“Y allí vamos cumpliendo a nuestros pueblos cada uno de nosotros y emprendiendo nuevos proyectos, nuevos programas que signifiquen más velocidad, más rapidez, estos nuevos ritmos en estos nuevos tiempos que son de todos”, aseguró.

Carta del Padre Eslaquit

Durante su alocución, la Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía leyó fragmentos de una carta que le envió el Padre Naguib Eslaquit, director del Centro de Retiro Espiritual “Betania” de Dolores, Carazo.

En su misiva el párroco afirma que el amor, la paz y la alegría de Jesucristo está a plenitud en la vida de las familias de Nicaragua.

“Renace el amor cada día en la medida en que trabajamos y celebramos las victorias obtenidas y las que se siguen alcanzando para continuar acompañando este proceso que no tiene marcha atrás, porque estamos impulsados por el amor a los demás, que es lo que produce la felicidad en el corazón y es la única manera de amar al que es amor por excelencia, Jesucristo nuestro Señor”, destacó Eslaquit.

Rechaza egoísmo y división

El sacerdote afirmó la importancia de ser acólitos y así caminar junto al pueblo en un peregrinar que no se detiene, como es en la búsqueda del Bien Común.

“Yo quiero seguir siendo en mi vida acólito, es decir, acompañante. Quiero acompañar todo lo que sea a favor de los necesitados, que son los preferidos de Jesús, y dar la espalda a las voces de sirena que quieren cautivar para lanzarnos al mar del egoísmo y la división”, dijo.

“En este julio victorioso nos acompañamos todos, nos acolitamos todos, nos unimos todos, nos apoyamos todos, nos estrechamos para hacernos cada vez más fuertes, invencibles en este modelo cristiano, socialista, solidario; y en unión todos como pueblos nos preparamos para celebrar 34 veces 19 en este clima de bendición, prosperidad, gratitud y victorias”, añadió el sacerdote.