En horas de la madrugada de este miércoles, pobladores de Bello Horizonte presenciaron un hecho que irrumpió la tranquilidad y la paz de sus habitantes, luego de ver cómo uno de los cuartos de la vivienda de Delia Nídome Rocha, era devorada por las llamas estando ella dentro del lugar. El fuego inició en uno de los cuartos donde descansaba la joven arquitecta de 27 años, el cual se ubicaba en la segunda planta de su casa de habitación.

Uno de sus vecinos fue quien escuchó los gritos desesperados de Delia, quien luchando por salvar su vida, pedía ayuda para que la sacaran del lugar, lo que no fue posible pues la vivienda cuenta con una infraestructura de mucha seguridad, la cual contiene verjas, portones, serpentinas y una cerca eléctrica que también dificultó la salida de la joven, evitando de esta manera que fuese rescatada con vida.

Reynaldo Ruíz, fue quien escuchó los gritos de desesperación de la joven, a la cual sus vecinos le tenían mucho aprecio por su personalidad y la manera tan amena de interactuar con todos las personas.

“La tragedia inició después de las 2 de la madrugada, yo escuché que ella gritaba y pedía que la sacáramos de la casa la cual estaba en llamas, inmediatamente iniciamos a pedir ayuda de los vecinos, pero lo poco que logramos hacer en un inicio fue echarle agua a las llamas con nuestras mangueras e inmediatamente llamamos a los bomberos, realmente lo que más dificultó el rescate fue que la casa tiene un portón que estaba asegurado con cinco candados que dificultaban nuestra entrada”, destacó Ruiz.

Después del fatal hecho, el cuerpo de la joven fue retirado del lugar y trasladado al Instituto de Medicina Legal, para analizar las causas de muerte, las que se presumen haya sido asfixia por causa de la gran cantidad de humo que había en el lugar, según las autoridades policiales, la joven no presentaba quemaduras en su cuerpo.

“La Policía Nacional nos hicimos presentes al lugar en compañía de los Bomberos y una vez apagado el incendio se procedió a retirar el cuerpo, verificando que estaba sin signos vitales y sin mostrar evidencias de quemadura, luego fue trasladada a Medicina Legal, ahora estamos trabajando en la inspección del lugar para determinar las causas del incendio y de esta manera completar la investigación” manifestó el Comisionado Mayor Noel Cruz, jefe de la estación cuatro de la Policía.

Por otro lado, el Sub Comandante Jorge Viera, de la Dirección General de Bomberos brindó algunas recomendaciones a la ciudadanía para que puedan accionar en situaciones como estas, así mismo se refirió a una de las hipótesis de cómo pudo haber iniciado el incendio.

“Nosotros recomendamos a la población tener en cuenta un plan de evacuación, tener localizadas las llaves y tener acceso rápido al exterior, lo más difícil en esta situación es que las llamas iniciaron justamente en la entrada del cuarto de la joven y eso le dificultó su salida, posiblemente la joven murió por asfixia pero eso lo determinará Medicina Legal” dijo Viera.

Vecinos conmocionados

La pérdida humana de esta joven deja un vacío muy grande en todo el vecindario, ya que Delia fue una mujer admirada por todos aquellos que la conocieron, los que además destacaron su calidad humana y su integridad personal, destacándola como una mujer trabajadora, honesta y con un buen sentido del humor.

“Ella era una persona amistosa que se llevaba bien con todos los vecinos y lamentamos su pérdida porque es impactante ver a una joven tan entusiasta, llena de vida y con un futuro por delante, nosotros hicimos lo posible por sacarla de su casa pero fue imposible” manifestó Patricia Prado.

“Delia era una muchacha muy amable que todo el tiempo le estaba sonriendo a la gente, nunca tuvo problemas con los vecinos y la verdad es que todos estamos muy conmocionados y asombrados de la situación, porque es lamentable saber que una jovencita como ella ha perdido la vida” expresó Kenia González.

Las autoridades de la Policía Nacional y los Bomberos trabajan en encontrar las verdaderas causas del incidente y de esta manera aclarecer la investigación para luego brindar un informe final a los familiares de la fallecida.