El Centro Pediátrico del Corazón ubicado en el hospital infantil Manuel de Jesús Rivera "La Mascota" fue construido hace siete años con el objetivo de salvar la vida de los niñas y niños con cardiopatías.

Durante estos siete años se han realizado 1300 cirugías de corazón abierto.

"Cuando inauguramos el centro operábamos cirugías bastante sencillas, pero al pasar el tiempo con las brigadas extranjeras hemos ido creciendo en el nivel de complejidad y resolución", explicó la doctora María Eugenia Prado.

Recordó que es el único centro en Nicaragua que opera cirugías de corazón abierto y está instalado en Managua.

El personal de salud de este centro realizó una mañana de juegos y piñatas con los pacientes y sus madres.

Mensualmente se atienen entre cuatro mil y cinco mil consultas en cardiología y cirugías cardiovasculares.

Los oficios que quedan sin cerrarse en el corazón es una de las complicaciones que más se operan.

Nicaragua cuenta con un sistema de salud público que atiende a la población de manera gratuita.

Karla García Muñoz, desde hace varios años visita este centro para que su sobrino reciba atención. "Yo no tengo ninguna queja de este hospital. Es un centro que ha dado toda la atención a la población vulnerable. El presidente Daniel Ortega puso este hospital sin hacer diferencias", comentó.

"A mí me ha servido para salvar la vida de mi sobrino y han salido todos los niños adelante con ayuda del Dios poderoso y del Gobierno", agregó.

Asimismo, Tania Benavidez, recordó durante el tiempo que ha tenido que pasar en este centro de cardiología ha visto centenares de niños que regresan a sus casas con una nueva oportunidad de vivir.

"Mi hijo estuvo ingresado en cuidados intensivos durante nueve meses y me le dieron una segunda oportunidad de vida a mi hijo", relató.

Su bebé desde que nació presentó lo que los médicos llaman cardiopatía congénita. Hoy después de largo tiempo está yendo a rehabilitación para adaptarse a su nueva vida.

MASCOTA1

MASCOTA1

MASCOTA1

MASCOTA1