Una familia más fue bendecida en el barrio Marcos Somarriba al recibir de manos de la Alcaldía de Managua y la embajada de Taiwán, las llaves de su nueva vivienda digna.

En este barrio se han entregado ocho viviendas a familias de escasos recursos. Esta es la vivienda 307 que entregan en todo el municipio de Managua.

Nidia Isabel Gómez Méndez, fue la feliz beneficiada. Pasó de tener una casa de tablas a tener una nueva, construida con materiales sólidos y fuertes.

taiwan1

Es una gran bendición. Tengo treinta años de vivir aquí. Mi situación ha sido muy precaria, soy madre soltera, tengo un hijo no vidente y he luchado con él", dijo Nidia.

"Se me había dificultado levantar mi casita pero hace poco me vino la noticia de tener una nueva y fue sorpresa para mí".

Agregó que "Le doy gracias a Dios, al presidente Daniel Ortega y a Taiwán porque me hicieron posible mi casa. Esto es una gran cosa para mí porque se la dejaré a mi hijo no vidente".

taiwan1

Esos días donde se mojaba y no encontraba dónde poner a su hijo discapacitado son parte del pasado.

El vicealcalde de Managua, Enrique Armas, mencionó durante la entrega de esta vivienda que son unos cinco mil habitantes los que habitan en este barrio.

"En los últimos años se han hecho obras que han superado los treinta millones de córdobas. Se ha destinado presupuesto para obras de drenaje y obras de vialidad", agregó.

taiwan1

Finalmente, el excelentísimo embajador de China-Taiwán, Jaime Chin Mu Wu, manifestó que para su pueblo y gobierno es un placer acompañar a la Alcaldía y al gobierno de Nicaragua.

"En un poco más de año y medio hemos visitado muchos barrios de Managua. Hemos visto como se han alcanzado grandes progresos y felicitamos a la Alcaldía de Managua".

La Alcaldía de Managua a lo largo de años ha construido las casas dignas para las familias. A final del año 2018 empezamos a apoyar este proyecto lindo, proyecto de amor para beneficiar a las familias necesitadas como hoy a la familia de Nidia que vivía en una casa en condición de calamidad", expresó el embajador.

taiwan1