La Corte del Estado de la Florida de los Estados Unidos de Norteamérica, se pronunció “absolutamente, de manera clara y meridiana”, por el reconocimiento del Estado nicaragüense y negando en forma definitiva la multimillonaria y abusiva pretensión de la familia Solórzano, en el conocido Caso Solka, anunció el Procurador General de la República de Nicaragua, Hernán Estrada.

Estrada señaló que el pronunciamiento es a favor de la defensa del Estado nicaragüense, de un caso que no debió judicializarse en un tribunal con jurisdicción extranjera.

Asimismo, sostuvo que el pronunciamiento representa una victoria contundente y total del Estado nicaragüense y su Gobierno Sandinista, haciendo uso de los instrumentos del derecho internacional, de la legalidad, los medios al alcance para resolver y dirimir problemas por vías establecidas en el orden nacional e internacional.

“En este caso volvió a determinar la justicia y la certeza de las decisiones que lleva a cabo nuestro gobierno, encabezado por el Comandante Daniel Ortega, al tomar sus decisiones necesarias para defender la soberanía patria”, sostuvo.

De haber prosperado la intensión de los Solórzano, se hubiera lesionado tanto el Presupuesto de Nicaragua, como su soberanía.

Estrada advirtió que no se cierra la valoración de la PGR en cuanto a los gastos y daños que pudieran haberse causado al Estado de Nicaragua por la familia Solórzano.

“Probablemente (la familia) tendrá de parte nuestra, una reacción de que cubra los gastos que llevamos a cabo por esta demanda en los Estados Unidos. Ya no solamente el derecho le ha sido negado, sino tendrá que cubrir de alguna manera y buscar la solución para cubrir los gastos en los cuales nosotros incurrimos como Estado”, detalló.