Durante la presentación del programa que se oficializó este lunes, la directora ejecutiva del INTA, compañera María Isabel Martínez, explicó que el proyecto trabajará con las cooperativas, puesto que éstas han sido priorizadas como las principales protagonistas en el ramo de la producción de granos básicos.

“Esperamos llegar a 150 mil productores de granos básicos, arroz, frijoles, maíz y creemos  que va a ser un buen impulso si todas las instituciones que estamos al frente de esto nos coordinamos” indicó Martínez.

Agregó que es  un proyecto que complementa todas las acciones que realiza y coordina el Gobierno para dar respuesta a un problema  tan sentido en la población como es la falta de semillas en el campo.

La inversión en el proyecto supera los 11 millones de Euros, de los cuales la Unión Europea destinó un fondo de 10.5 millones de Euros.

No obstante Martínez reiteró que “es un  proyecto complementario” que viene a fortalecer las acciones de otros proyectos que el gobierno tiene con la FAO, el Banco Mundial y la cooperación taiwanesa.

“Es un proyecto que viene a ser un complemento más  para llevar más avance e ir restituyendo los derechos en el campo a los pequeños y medianos productores”.

Además indicó que el Gobierno también está gestionando otros proyectos con los cuales se prevén instalar laboratorios de suelos en 4 puntos del país.

La directora ejecutiva del INTA también informó que este año esa institución está sacando entre 14 y 16 variedades de semillas nuevas con el objetivo de resolver el problema que el Cambio Climático les genera a los productores. Explicó que son semillas resistentes al suelo y a la humedad.

Unión Europea destaca acertado manejo de la seguridad alimentaria por parte del Gobierno

Por su parte el señor Ivo Gombala, Jefe Adjunto de la Delegación de la Unión Europea (UE) para Centroamérica, explicó que para la UE queda claro que la lucha contra la inseguridad alimentaria y nutricional es un elemento clave en la lucha contra la pobreza.

“Reconocemos  que tener el acceso a los alimentos es un derecho y el no tenerlo es un obstáculo en lo que se refiere al desarrollo socioeconómico del país y del desarrollo humano”, dijo Gombala y agregó que “Queda claro que (en la UE) apoyamos a Nicaragua”.

Gombala expresó que el programa de mejoramiento de la semillas “es un buen ejemplo que conjuntamente estamos haciendo para hacer un cambio, porque nos reunimos con el Gobierno y con otros donantes y este proyecto es el mejor ejemplo de que si sabemos negociar y hacer las cosas de una mejor forma conjunta podemos hacer un cambio”.

Explicó que el proyecto apoya directamente a  los productores pequeños que se han  organizado para producir la semilla de granos básicos. Al respecto Gombala aseguró que “todos sabemos que si tenemos mejores granos básicos  tenemos mejor productividad, eso quiere decir más alimentos y no necesitamos más terreno”.

Proyecto se enmarca en estrategia integral del Gobierno Sandinista

Para el ministro de Agricultura, Ariel Bucardo, el Proyecto de mejoramiento de semillas que fue lanzado con la presencia de parte del Gabinete de Producción, es una estrategia que el Presidente Daniel ha definido se está desarrollando en Nicaragua que tiene que ver con la soberanía, seguridad alimentaria y nutricional.

“Dentro de esa estrategia es  fundamental la producción de semillas, sobre todo  la de granos básicos para la alimentación como es el maíz, el frijol, sorgo, el arroz, que nos permita poder poner en práctica  esa gran tarea que tenemos hoy los nicaragüenses sobre todo en el sector agropecuario  de incrementar la productividad y la producción de alimentos ya no tanto por vía de incrementar las  áreas sembradas sino por vía de los rendimientos”, explicó Bucardo.

Comentó que desde hace años el sector publico está trabajando en esa estrategia  de poder producir semillas de calidad,  “semillas que nos lleve a cumplir con ese objetivo de seguir produciendo mas para continuar garantizando la alimentación a nuestro pueblo  y para poder incrementar nuestras exportaciones”.

No obstante el ministro de agricultura explicó que en la producción no solo la semilla es un componente importante, sino que tiene que considerarse la variabilidad climática de nuestro país la cual incide directamente en la agricultura.

“Si tenemos buena semilla y buenas condiciones climáticas vamos a  garantizar que podamos seguir creciendo en la producción alimentaria”, aseguró Bucardo.

Detalló que al cierre del ciclo productivo 2011 – 2012 se ha logrará un crecimiento del 12%, lo cual es muy bueno ya que con ello se ha aportado mucho al mejoramiento de la economía del país.